Cuba y la postemporada de la MLB: Renace la verdadera pasión

Un aditivo fundamental en la cuestión será el poder ver a varios cubanos inmersos en la fase final de las Grandes Ligas

Un aditivo fundamental en la cuestión será el poder ver a varios cubanos inmersos en la fase final de las Grandes Ligas
Un aditivo fundamental en la cuestión será el poder ver a varios cubanos inmersos en la fase final de las Grandes Ligas

Por Alexander García Milián

Ya los Playoff de la MLB están ahí, al doblar de la esquina y los fanáticos en Cuba se aprestan una vez más para imponerse a la veda informativa y seguir por sus medios la fase caliente del mejor béisbol del mundo.

Para suerte diría, de nuestra maltrecha Serie Nacional, la postemporada de Grandes Ligas reavivara sin discusión los ánimos beisboleros; pues la calidad es la calidad señores y poder disfrutar de un duelo de campeonato en la Liga Americana entre los Yankees y los Astros- reedición de 2017- es para chuparse los dedos.

La tecnología para bien llegó a salvar una vez más a muchos aficionados al Big Show, ahora no solo la antena provee los juegos, también el paquete, incluso por datos móviles se pueden seguir en tiempo real los partidos por ESPN o Bleacher Report, para solo citar algunos sitios.

Pensar en hablar de Ligas Mayores hace unos años era un sacrilegio que sesgaba al fanático en la Isla; en la actualidad es la realidad que superó al sueño en todas sus dimensiones; si bien ya no se ven partidos con la asiduidad requerida y el vacío noticioso es enorme aún en Cuba, algo es algo, como dice el refrán, y le damos un toque criollo al asunto.

Un aditivo fundamental en la cuestión será  el poder ver a varios cubanos inmersos en la fase final de las Grandes Ligas; Aroldis Chapman, Guillermo Heredia, Adeiny Hechavarría, Yuliesky Gurriel, Aledmys Díaz y Yordan Álvarez para mencionar a los principales, aún en espera por Yasiel Puig pues los Indios no han clasificado.

El sabor latino y caribeño se hará sentir en la postemporada y desde Manhattan hasta Los Ángeles, nuevas historias nacerán, nuevos hitos irán a los libros; unos anhelan celebrar el trofeo 28 de los Yankees, otros rezan porque los Dodgers de una vez se lleven el gato al agua.

En octubre ya el invierno nos toca la puerta y no es como en Juego de Tronos, es el frío que empieza a hace de las suyas en la Isla; llega el invierno pero también la vida una vez más nos da una buena, poder ver un béisbol de esta categoría es para morir una y mil veces.

Nos vemos a la vuelta.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*