Cubano en Rusia quiere jugar la Serie Nacional

Rody Castelló: ¨Soy cubano, mi sangre es lo que más amo, sueño con algún día poder jugar en los terrenos de Cuba"

Rody Castelló: ¨Soy cubano, mi sangre es lo que más amo, sueño con algún día poder jugar en los terrenos de Cuba"
Rody Castelló: ¨Soy cubano, mi sangre es lo que más amo, sueño con algún día poder jugar en los terrenos de Cuba"

Por Darien Medina

La historia de Rody Yasmany Castelló Amador puede ser la misma de muchos peloteros y deportistas cubanos que han salido buscando un sueño y a los que les duele mirar atrás a pesar del paso del tiempo. Son esas sensaciones extrañas que solo pueden y saben explicar los que la sienten y la viven.

Salió hacia República Dominicana en busca de un contrato luego de haber sido considerado un prospecto de nuestro béisbol y de tener garantizado su puesto de lanzador abridor dentro del equipo de Pinar del Río. Tras tres años de espera la firma nunca llegó, siente dolor cuando recuerda esa etapa de su vida, en la actualidad es parte del béisbol ruso.

Comenzó en este deporte con ocho años en la ciudad de Pinar del Río, dos años después tras mudarse pierde el vínculo con el béisbol para darle paso al boxeo con el que estuvo a punto de entrar en la EIDE pero por esos consejos de abuelo que le alertaron abandonó su práctica.

Regresa al béisbol y con 16 años luego haber estado lanzando en la segunda categoría es invitado para enfrentarse al equipo juvenil de Pinar del Río, lanzó cinco entradas con solo dos indiscutibles, una carrera permitida, dos bases por bola y cuatro ponches.

Tras esa actuación y recomendado por Abel Madera se presenta en el Capitán San Luis donde conoció a José Manuel Cortina.

¨Cortina ha sido mi mejor entrenador además de mi padre, hermano, amigo,  después de dos meses de entrenamientos con el me invitaron a eliminarme en el Pinar del Río B el director era Abel Madera, gusté y fui el segundo abridor junto a Jandi Mompeller pícher zurdo. Aprendí muchas cosas, gané cuatro, perdí y salvé uno, con promedio de carreras limpias de 1.85 quedando dentro los mejores en la provincial¨.

Le prosiguieron buenas actuaciones que no fueron suficientes para ser llamado a la preselección del equipo provincial a la Serie Nacional, contaba con 17 años y era muy joven para formar parte de ese grupo, esa fue la justificación que le ofrecieron.

Al siguiente año pasa a formar parte de Pinar del Río A luego de haber estado entrenando con Julio León Pita y Reinaldo Costa. En esta competición lanzó tres juegos en los que no permitió carreras, misteriosamente no lo utilizaron más y pasaba otro año más en que tan poco era llamado a la preselección provincial.

Fue considerado junto a Vladimir Gutiérrez y Liván Moinelo como prospecto del picheo, pero Rody seguía esperando.

¨Ese año me mandan a buscar para hacer unas pruebas con el equipo de Matanzas  que dirigía Víctor Mesa me ve y solo me deja hacer tres lanzamientos, el quedó muy contento, fue una experiencia grande, me dice que pidiera la baja que ese mismo año ya subía al equipo pero tenía que tener mucha disciplina. En Pinar me  dicen que no me podían dar la carta al considerarme el primer prospecto de la academia¨.

Le prometieron una posible llegada a la Serie Nacional para la siguiente temporada, vuelve a jugar su tercera provincial en un año en que se desarrollaron 40 juegos, gana nueve con una derrota, tuvo promedio de limpias de 0.77 y fue el ganador del partido en la final contra Mantua.

Finalmente estos resultados comenzaron a ser mejor valorado e integra el equipo sub 23 de Pinar del Río en el 2014, ganándose el puesto de tercer abridor, su primera experiencia sería contra Matanzas y no guarda los mejores recuerdos.

¨Solo pude tirar cuatro entradas donde me hicieron siete carreras con un jonrón incluido, luego mis compañeros me decían que no me conocían, que ese no era el pícher que ellos veían en Pinar,  me tranqué en mi habitación con mi amigo y hermano Reilandy González y me dice que olvidara eso, que una salida no define el gran lanzador que eres, ahora sal y demuestra que tú si puedes, después tire tres juegos consecutivos sin permitir carreras limpias, no gané y perdí uno¨.

Esa derrota nunca la va olvidar, lanzó las 9 entradas, propinó la misma cantidad de ponches, permitió solo un hit y cayeron por la vía del no hit no run propiciada a cuatro manos por los lanzadores de Artemisa.

Tras esas actuaciones parecía eminente su llegada al equipo Pinar del Río en la Serie Nacional y para la número 55 tenía garantizado su puesto como abridor, pero decide abandonar el país.

¨Salí de cuba en año 2015, estaba en planes de ser el 4to abridor pero tomé la decisión de irme del país tras mi sueño de buscar una firma en República Dominicana, estaba en muy buena forma, muchos equipos interesados en mi pero nunca supe nada, llegué a tirar hasta 95 millas con muy buenos lanzamientos y muy buen control pero como todos sabemos eso es un negocio, yo solo me presentaba ya después de ahí no me enteraba de más nada, pero algo te digo, gracias a Dios encontré personas muy buenas¨.

En este país juega en varias ligas, fue una etapa difícil su estancia en República Dominicana, los recuerdos no llegan con las mejores sensaciones.

¨Allá tenía días que solo pensaba en virar a Cuba extrañando a toda mi familia, mis amigos, eran días duros, solo yo sé lo que se sentía estar encerrado en mi habitación, pero Dios siempre estuvo ahí, mi gente me ayudó, compartí con un gran entrenador y persona llamado Julio de la Cruz al que le tengo mucho cariño, me enseñó a ser un pelotero disciplinado, hablaba mucho conmigo yo admiraba su deseo de ayudar, sé que tuve muchas oportunidades de lograr mi firma pero ya no pienso más en eso porque lo sufro cada vez que hablo de eso¨.

Rody ha comenzado una nueva vida en Rusia es parte del equipo Estrellas Rusas y de la selección nacional de ese país, pero se le hace imposible desprenderse de los deseos de volver a pisar un terreno de béisbol en Cuba.

¨Soy cubano, mi sangre es lo que más amo, sueño con algún día poder jugar en los terrenos de Cuba, sentir la pasión del béisbol cubano, vestir de verde otra vez pero eso sería si me dieran el permiso y si estoy en forma sin tener que perjudicar mi compromiso aquí, pero sufro mucho por estar tanto tiempo fuera¨.

Entre añoranzas y el sueño de un regreso a Cuba, Rody sigue enfocado en su papel actual dentro del béisbol ruso al que se entrega en cuerpo y alma, aunque desde la distancia escuche el llamado de su isla.

Licencia de Creative Commons
Este obra cuyo autor es https://swingcompleto.com/ está bajo una licencia de Reconocimiento 4.0 Internacional de Creative Commons.

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*