Ulfrido García: «Quisiera volver a la élite y regresar al equipo nacional»

Ulfrido, el pasado año, recibió un implante de células madre en su hombro debido al desgaste en uno de los tendones, una recuperación apresurada daría al traste con los resultados

Ulfrido, el pasado año, recibió un implante de células madre en su hombro debido al desgaste en uno de los tendones, una recuperación apresurada daría al traste con los resultados
Ulfrido, el pasado año, recibió un implante de células madre en su hombro debido al desgaste en uno de los tendones, una recuperación apresurada daría al traste con los resultados (web screen shot)

Por Darien Medina

   La curva de Ulfrido García tuvo la fuerza suficiente de oxigenar y llenar de esperanzas a la afición santiaguera por un tiempo; luego se ha ido esfumando por la inestabilidad, dejando esa sensación de poder alcanzar mucho más. Santiago de Cuba lo necesita y él lo sabe.

   Durante ocho Series Nacionales, el serpentinero de Songo la Maya, ha archivado un promedio de carreras limpias de 4.54, los oponentes le han bateado para 287, ha logrado 45 victorias y 60 descalabros, y un juego salvado. 15 han sido los desafíos que ha completado y 50 sus actuaciones como relevista. En su carrera ha propinado 398 ponches y otorgado 337 boletos.

   En 2018 tuvo participación en la Liga Italiana de béisbol con el equipo Parma Clima logrando el subcampeonato. En Cuba logró el título con el equipo de Granma, conjunto con el que participaría en la Serie del Caribe celebrada en la ciudad mexicana de Guadalajara.

   El pasado año durante el mes de febrero recibió un implante de células madre en su hombro debido al desgaste en uno de los tendones, una recuperación apresurada daría al traste con los resultados. Sobre este y otros temas conversó el zurdo santiaguero con SwingCompleto.

¿Cuánto te aportó la Serie Nacional Sub 23?

   -Desde su primera edición fue un medidor para la Serie Nacional con peloteros de calidad que al salir de ese torneo muchos fueron regulares en sus equipos provinciales. A mí en lo particular me aportó mucho, tuve muy buenos resultados en esos campeonatos y fui campeón dos años con mi equipo Santiago de Cuba.

Has participado en ocho Series Nacionales, sabes lo que es ganar un título ¿Está conforme con lo logrado?

   -Como atleta uno nunca se conforma con los resultados y creo que en mi caso particular no he estado al nivel que verdaderamente he podido estar. He tenido años muy buenos y otros no tanto; desde las categorías inferiores siempre había presentado problemas con mi control y creo que eso es un factor fundamental para los resultados de un lanzador. He integrado el equipo Cuba en varias ocasiones con buenos resultados pero como te decía lo que más me ha golpeado en mi carrera es el descontrol.

¿Más allá del problema con el control, qué ha impedido el despegue total de Ulfrido en nuestro béisbol?

   -En la edición 57 de la Serie Nacional en que fui campeón con el equipo de Granma tuve un buen resultado, después jugué en la Liga Italiana, cuando regresé a Cuba venía presentando problemas con el brazo y ya en los entrenamientos de la Serie del Caribe en la temporada donde Las Tunas fue campeón, me insertaron células madres en el hombro izquierdo. Este año tuve muy buena primera etapa con mi equipo Santiago, pero ya la segunda fase me pasó factura, no era el mismo lanzador, no me presentaba con mi velocidad habitual eso se debía a que no tuve el tiempo necesario de recuperación después del tratamiento.

¿Por qué se tuvo que acortar el tiempo de recuperación?

   -Eso no fue problema de nadie sino mío, ya me sentía bien y sabes cómo somos los atletas que cuando nos sentimos en forma siempre queremos estar con el equipo y más en el béisbol que es un deporte de conjunto, no era que sintiese dolor ni molestias en el brazo, sino que el fortalecimiento no fue completo y eso en la segunda etapa me pasó factura.

Mencionabas la Liga Italiana, ¿Cuánto te puede aportar un torneo que supuestamente está por debajo del nuestro?

   -Creo en lo particular que no se puede decir que ninguna de esas ligas está por debajo de la nuestra. En mi experiencia en Italia llegué creyendo que como era un país que no tenía tradición beisbolera era un torneo más fácil, pero fue todo lo contrario, participan jugadores latinos con muy buena calidad algunos que han jugado en Ligas Menores, en las Grandes Ligas y otros que lo hacen en distintos países de América.

 »En lo particular me aportó mucho me enseñó a ver el béisbol desde otro punto de vista. Es igual al nuestro lo que esos jugadores son profesionales en su trabajo, no es que en nuestro béisbol no lo seamos sino que allí tienes que entrenar solo y saber cuáles son tus responsabilidades.

Has tenido experiencias como refuerzo con varios equipos ¿Se tiene la misma motivación a la hora de defender los colores de otras provincias?

   -Creo que sí, se juega con la misma motivación y uno que va de refuerzo trata de esforzarse más para ayudar a esos equipos que depositan esa confianza al pedir nuestro aporte y se va con el mismo objetivo que es tratar de obtener la corona ya que con el equipo de nuestra provincia no se pudo.

¿Qué falta dentro del equipo de Santiago para regresar a la postemporada de la pelota cubana?

   -El béisbol en Santiago creo que ha tenido unos últimos años bastante buenos más allá de no haber llegado a los playoffs ni a discutir campeonatos, se ha logrado concentrar un equipo de figuras jóvenes con mucho potencial apoyados por los ya establecidos y de más experiencia.

   »Mira este año vi como hacía rato no se veía el Guillermón Moncada: lleno, tengo ocho series nacionales y había visto estadios llenos como refuerzo, pero al mío nunca y este año se sentía el ambiente beisbolero en el estadio y en la calle.

El pasado año el equipo estuvo cerca de clasificar a la postemporada pero fue evidente el declive del rendimiento ¿A qué lo atribuye?

   -Tuvimos una segunda fase en la que empezamos muy bien, ya al final caímos en una racha negativa como le pasa a todos los equipos pero a nosotros nos tocó al final, si mal no recuerdo faltándonos como 16 juegos al final ganamos solo seis. Fuimos el mejor picheo en la primera fase ya en la segunda no fue lo mismo eso nos pasó factura, también los lazadores de cabeceras no pudimos aportar mucho para ayudar al equipo con la excepción de algunos.

La pandemia ha postergado la Serie Nacional, ¿En qué aspectos has centrado la preparación?

   -Desde el inicio de la pandemia, que sabíamos que ya se iba a posponer los juegos , todos nuestros entrenadores nos dieron una planificación para que dentro de las posibilidades lo hiciéramos en casa, en mi caso particular estoy entrenando todos los días y trabajando fundamentalmente con las ligas, los dumbles y la bala de hierro fortaleciendo el brazo, ya he trabajado en varios bullpen, es una fatalidad lo de esta pandemia, pero en mi caso particular estos meses sin estar en el terreno me han ayudado a poner el brazo al ciento por ciento.

¿Aspiraciones personales para la venidera temporada y qué podemos esperar de Ulfrido?

   -Tengo claro en mi mente que este año va hacer bueno en mi carrera deportiva porque me siento muy bien preparado y tengo la confianza, mi primera meta es tratar de tener un buen resultado con mi equipo Santiago y volver a estar en la élite del béisbol y regresar al equipo nacional.

¿Cómo jugador que estrategia, puede recomendar para que el béisbol cubano regrese nuevamente a los planos estelares?

   -Creo que será muy bueno lo que se va hacer este año con los talentos que contarán con entrenadores que fueron figuras importantes en nuestro béisbol y seguir jugando con equipos foráneos ayudará bastante para tener fogueo.

¿Algún mensaje a la afición cubana?  

  -Mucha salud para la familia beisbolera, seguir cumpliendo con las medidas establecidas para poder tener pronto de regreso nuestra pasión nacional que es el béisbol.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*