Por Juan Páez

Castillo marcó la diferencia en la ronda regular a tal punto que los Marineros le extendieron su contrato, por cinco años y 108 millones de dólares, con una opción para el 2028. Luego de entregar a cuatro buenos peloteros de Ligas Menores, no iban a permitir que Castillo solo estuviera con ellos por el resto de la temporada y luego entrara a la agencia libre.

Antes de que finalizara la etapa eliminatoria, el quisqueyano tiró primores con los navieros en 11 aperturas. Trabajó por espacio de 65.1 entradas, ponchó a 77 rivales, ganó cuatro veces, registró efectividad de 3.17 y dejó un WHIP de 1.102. Sus dos primeras aperturas con el uniforme de los Marineros, ambas ante los Yankees de Nueva York, fueron un indicio de lo que estaba por venir. Ante los neoyorquinos, su carrera con Seattle comenzó con 14.2 episodios de tres rayitas merecidas y 15 abanicados.

Cuando Castillo lanzó en casa, mostró su mejor versión. En el T-Mobile Park durante la ronda regular, terminó con récord de 2-0 y efectividad de 1.42 en cinco aperturas, en las que tiró 31.2 innings, permitió 18 hits y retiró a 42 rivales por la vía del tercer strike.

Castillo fue clave para que los Marineros ganaran la Serie del Wild Card derrotando a los Azulejos de Toronto. En el primer juego de esa instancia, Castillo maniató a los canadienses en 7.1 tramos en blanco de solo seis hits, sin boletos y con cinco ponches. Los Marineros avanzaron a la Serie Divisional, frente a los Astros, y aunque Castillo volvió a lanzar bien y tuvo salida de calidad en el segundo encuentro de la serie, se llevó la derrota y, más tarde, los nautas cayeron eliminados.

Lo importante, pensando en lo que viene, es que los Marineros están construidos para competir y que Castillo será el brazo que comande esa profunda rotación, junto con el joven Logan Gilbert, el zurdo Robbie Ray, Marco Gonzales y George Kirby. El 2023, tal como lo fue el 2022, debería ser un año bien interesante para el lanzador dominicano y el club dirigido por Scott Servais en general.

6 comentarios en “PODERÍO LATINO: El jugador que CAMBIÓ el rostro de Seattle”

  1. Antes que empiece los premios.

    Novato del año:
    LA: Julio Rodriguez
    LN:Spencer Strider

    Manager
    LA: Terry Francona
    LN:Buck Showalter

  2. Novato liga americana: Julio Rodriguez
    Novato liga Nacional: Michael Harris ll
    Manager liga americana:Dusty Baker
    MANAGER Liga Nacional Rob Thompson

  3. AL MVP: Aaron Judge
    NL MVP: Paul Goldschmidt
    AL Cy Young: Justin Verlander
    NL Cy Young: Sandy Alcantara
    AL ROY: Julio Rodriguez
    NL ROY: Michael Harris
    AL MOTY: Scott Servais
    NL MOTY: Buck Showalter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio