Por Yasel Porto

Pedro Álvarez puede ser polémico en determinadas decisiones, en cómo lanza y en mucho de lo que dice a través de las redes con relación a sus características dentro del terreno de juego. También puede haber debate dividido sobre un talento que varios consideran alejado de cuando empezó en la pelota con todo y sus buenos resultados de la actual campaña.

Lo que sí queda demostrado una vez más y sin argumento suficiente para opiniones contrarias, es que son inmensas las condiciones humanas de este lanzador natural de Sancti Spíritus. En la actual temporada en la que viste el uniforme de Industriales, han trascendido varios gestos de su parte que no merecen pasarse por alto.

Primero fue a raíz de la muerte en accidente de tránsito del fanático de los Leones, Leo Menéndez, tras lanzar con un pullover debajo que rendía tributo a este joven fallecido. Mucho impacto dejó cuando al concluir su excelente trabajo en el estadio Latinoamericano se quitó el traje de Industriales y dejó ver lo que llevaba debajo. Todo eso acompañado de una mirada hacia el cielo a donde también apuntó mientras llegaba al banco de tercera base bajo un aplauso absoluto de la afición.

Y a partir de ahí se sucedieron múltiples encuentros con aficionados en La Habana y cuando tuvo que visitar su provincia natal. Fotos, autógrafos y diálogos dentro y fuera del estadio con cientos de personas han sido la tónica que ha rodeado los últimos meses de Álvarez.

Te puede interesar: Armando Capiró formó parte este miércoles de algo trascendental

Pero este jueves llegó otro momento verdaderamente significativo con el estadio del Cerro otra vez como testigo de su grandeza humana.

Eduardo Tabraue es un joven industrialista con serias dificultades motoras que lo limitan poder caminar con sus propias piernas.

Residente en Alamar, en el municipio capitalino Habana del Este, Eduardo siempre soñó batear en el estadio beisbolero más importante de Cuba. Su condición de salud y el hecho de no ser pelotero hacía pensar a muchos que su deseo jamás sería cumplido. Tal vez hasta él mismo dejó de creer en esa posibilidad en algún momento.

Pero mucho antes de comenzar el partido entre Industriales y Santiago de Cuba se produjo un hecho que llenó de emoción a buena parte de los que fueron testigos de un hecho en el que Pedro Álvarez fue también protagonista.

Te puede interesar: EXCELENTE: Orestes Kindelán regresará al terreno de béisbol el próximo 9 de abril

El lanzador estrella de los Leones, con experiencia en la pelota cubana al máximo nivel desde 2014, fue uno de los artífices para que Eduardo bajara al terreno sobre su sillón de ruedas. Pero además de eso compartió un buen rato con él hasta que lo llevó hasta el centro del terreno para lanzarle algunas pelotas. Una de ellas hizo contacto con el bate y siguió rumbo a los jardines.

Tal experiencia dejó una huella tan profunda en Tabraue que no demoró nada en hacer público su sentir. “Hoy es uno de los días más felices de mi vida. Hoy he realizado algo que siempre he soñado ya que la vida no me permitió ser miembro de este glorioso equipo, pero me siento orgulloso de contar con la amistad de todos ”, comenzó escribiendo Eduardo debajo de un post de la página de Facebook “Por la Goma”, en la que se vieron algunas fotos y hasta un video del momento bien emotivo.

“Debo agradecerle infinitamente a mi amigo Pedro Ángel Álvarez Jiménez por cumplirme mi sueño y agradecerle a todos los que tuvieron que ver con el mismo hoy 31 de marzo.  Se me hizo realidad justamente a 12 años del último título alcanzado por Industriales, mi equipo por siempre. Gracias también a mi familia que sin ella no soy nada”, concluyó.

Hasta donde tengo conocimiento es la primera ocasión que se da algo así, que un aficionado sobre un sillón de ruedas le batee de manera simbólica a un lanzador de un equipo de Serie Nacional, ya sea en el estadio Latinoamericano o en alguna instalación importante en la que se juega el campeonato cubano de béisbol.

Quizá haya quienes le resten importancia a sucesos de este tipo y tal vez el propio Pedro Álvarez no sepa hasta qué punto sus acciones lo llenan de grandeza como ser humano. Mas estos acontecimientos que tanta fuerza le dan a personas con una vida bien compleja, tienen una dimensión infinita en múltiples aspectos.

28 comentarios en “Lanzador de Industriales Pedro Álvarez DEMOSTRÓ otra vez su humanismo sin límites”

  1. Ya no importa lo que haga ,ejemplos sobran como en la subserie con Camaguey le guapeo a Leslie Anderson en modo de jocosidad y este en más de una ocasión le respondió con una sonrisa que trató de esconder en varias ocasiones pero de nada sirvió porque Cuba entera lo vio, ya Pedro Álvarez no sólo se ha ganado el amor y la simpatía de industrialistas, también de fanáticos y peloteros de otra provincias del resto del país

    1. Bárbaro Marchena

      Agradecido y orgulloso Pedro de que vistas el traje de los industriales mostrando esos valores de humanismo, sencillez que debe caracterizar a un ser humano y sobre todo un deportista

    1. Juan Abel Soto Rodríguez

      Pedro Álvarez puedes estar seguro que diste tu primer «cero jit, cero carrera» con ésta actitud hacia este joven Eduardo. «Industriales sigan amando al desvalido, para mí ya son campeones». Dios bendiga y multiplique éstas acciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba