El reto de los 40 para los cerradores cubanos en MLB 2021

February 13, 2021
Chapman, en su brillante trayectoria de 11 campañas nunca ha logrado 40 salvados

Por Juan Páez

Entre las tantas historias que trae consigo la temporada 2021 de las Grandes Ligas en cuanto a peloteros cubanos, habrá una que involucra a Aroldis Chapman y Raisel Iglesias. ¿Podrán convertirse en la primera pareja antillana de cerradores con al menos 40 salvados en una misma campaña de la Gran Carpa? El primero de ellos continuará como el taponero de los Yankees de Nueva York, mientras que Iglesias asumirá como el nuevo apagafuegos de los Angelinos de Los Ángeles y de Anaheim.

Lo más cerca que ambos estuvieron de esta buena cifra para un torneo fue en 2019. Chapman se anotó 37 salvamentos por los neoyorquinos e Iglesias concretó 34 victorias de los Rojos de Cincinnati, la mayor cantidad en un año para él. Los dos tendrán nuevamente el chance de lograr algo inédito para la armada cubana en las Mayores.

Alcanzar los 40 tapones no es cosa sencilla. De hecho, hasta ahora, solo un isleño lo ha logrado en la Gran Carpa: Danys Báez, en la temporada del 2005 con los entonces llamados Devil Rays de Tampa Bay. Ni siquiera Chapman, en su brillante trayectoria de 11 zafras y nueve campañas totales como cerrador, ha alcanzado esa cifra. A fin de cuentas, para llegar a esta cantidad, es necesario tener un dominio constante, estar en un equipo que gane un número decente de juegos e incluso un poco de suerte para recibir suficientes oportunidades.

También pareciera que cada vez es menos común ver a cerradores con 40 rescates. Obviando el hecho de que en 2020 no hubo ninguno debido al recorte del calendario por el COVID-19, en las tres temporadas anteriores a esa hubo apenas siete serpentineros con tal cantidad. Para tener una referencia, solamente en 2004 hubo 10 que salvaron, como mínimo, 40. Claro, eran los tiempos de Eric Gagne, Mariano Rivera, Trevor Hoffman, José Mesa y Armando Benítez, por ejemplo.

Lanzadores con 40+ salvados en las últimas temporadas:

2017: Álex Colomé, Greg Holland, Kenley Jansen

2018: Wade Davis, Edwin Díaz, Craig Kimbrel

2019: Kirby Yates

Para esto, hay que saber las circunstancias de los dos cubanos. Empezando con Chapman, este perderá los dos primeros juegos de la ronda regular, a causa de la suspensión que recibió por lanzarle a Mike Brosseau cerca de la cabeza en la postemporada 2020. Pero fuera de eso, los Yankees deberían, al menos en el papel, estar en la pelea no solo por ganar la División Este de la Americana, sino por totalizar alrededor de 95 triunfos.

Así que no es descabellado pensar que el Misil, quien sigue evolucionando y compensando la ligera pérdida de velocidad, tenga las suficientes oportunidades para llegar a la redonda cifra. La misión será mantenerse dominante y saludable.

En cuanto a Iglesias, este llega a un equipo que está en deuda con sus fanáticos y que debería, también en teoría, pelear y quizás aspirar a llegar a los playoffs. Sea cual sea el caso para los Angelinos, pareciera que es un club que puede jugar sobre porcentaje de .500, algo positivo para el intento de Raisel de llegar a los 40 salvamentos.

Otro aspecto positivo para él es que este equipo podría necesitarlo más a menudo. ¿La razón? No tienen una rotación tan sólida como la de Cincinnati en 2020, por ejemplo, y el mánager Joe Maddon podría utilizarlo de una forma no convencional. Recordemos cómo precisamente Maddon usó a Chapman en la postemporada 2016, cuando los Cachorros de Chicago ganaron la Serie Mundial.

Lo que es indiscutible es que ambos clubes tienen la posibilidad de brindarles a los dos cubanos múltiples oportunidades para que acumulen una buena cifra de salvados. Quedará de su lado aprovecharlas o no. ¿Veremos historia? El tiempo lo dirá.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *