Yulieski Gurriel mantiene viva su racha y remolca dos ante Oakland

Para el Yuli estas dos remolcadas mejoraron su total a 48 en el año, persiguiendo de cerca a Pito Abreu y a Yonder Alonso, ambos con 51 impulsadas

Solo 13 bateadores cubanos han conseguido promediar .300 en una temporada de Grandes Ligas. Yulieski Gurriel batea .286 a estas alturas del año

(AP) Chad Pinder disparó un vuelacercas de tres carreras, Khris Davis remolcó tres carreras y los Atléticos de Oakland se lanzaron pronto el miércoles por Lance McCullers Jr. y aplastaron por 8-3 a los Astros de Houston.




BOX SCORE

Davis, quien amplió su mejor racha de bateo a 13 juegos, adelantó a Oakland 2-0 con un doble en un primer inning con tres anotaciones. Pinder puso el 6-0 en la pizarra en el cuarto, cuando conectó su noveno jonrón ante McCullers (10-4), quien cargó con la derrota.

El abridor de los Atléticos, Chris Bassitt (2-3) admitió cinco hits y tres carreras en cinco entradas para su segunda victoria al hilo tras perder sus tres primeras decisiones.

El cubano Yuli Gurriel remolcó dos carreras y Tyler White sacudió un cuadrangular solitario para acercar a Houston a 6-3 en el quinto episodio, pero no pudieron impedir la segunda derrota en tres fechas del líder de la División Oeste de la Liga Americana.

Para el Yuli estas dos remolcadas mejoraron su total a 48 por toda la temporada, persiguiendo de cerca a Pito Abreu y a Yonder Alonso, ambos con 51 impulsadas y colíderes de la categoría entre los bateadores de la armada cubana en la MLB.




Gurriel además elevó a 8 su racha de partidos consecutivos conectando hits, lapso donde ha empujado 11, con 12 hits en 30 turnos oficiales (400 de average).

Para el espirituano, ahora sus estadísticas de toda la temporada lucen 304/335/438 (AVE (average)/OBP (Promedio de embasado)/SLG (slugging)), con 91 imparables (28 extrabases (22 dobles y 6 jonrones), con 40 anotada y 48 impulsada, 13 bases por bolas y 34 ponches, en 299 veces al bate y 74 partidos jugados.




En el partido Cionel Pérez debutó y se convirtió en el cubano número 204 de la historia en jugar en las Grandes Ligas y el 23 en el año.
El zurdo no las tuvo todas consigo y en una entrada y dos tercios permitó dos hits, con par de boletos, una carrera limpia y recetó par de ponches.
Cionel tiró una recta de 97 millas por hora y varias de 96, por lo que, números aparte, lució bien en su debut al más alto nivel del béisbol en el mundo.

Resumiendo, por los Astros, el venezolano José Altuve de 4-1, con una anotada. El cubano Yulieski Gurriel de 4-1, con dos remolcadas.




Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*