¡LLEGÓ LA HORA de Adrián Morejón en San Diego!

March 23, 2021
Adrián Morejón está a nada de ser el quinto abridor provisional de los Padres.

Por Juan Páez

Es oficial que los Padres de San Diego no contarán con el derecho dominicano Dinelson Lamet  en el inicio de la temporada 2021 de las Grandes Ligas. Ese vacío en la rotación de los religiosos, al menos mientras Lamet termina de ponerse a tono, podría llenarlo Adrián Morejón. Si bien el cubano compite con otros dos jóvenes lanzadores (McKenzie Gore y Ryan Weathers), parece tener la batalla ganada para ocupar provisionalmente el quinto puesto del staff abridor.

Morejón, de 22 años, tiene la oportunidad de salir por la puerta grande ante Gore y Weathers gracias a dos factores. Primero, viene de una temporada 2020 en la que impresionó a todo el mundo en el equipo grande. Segundo, tiene la mejor actuación del trío durante los juegos de Spring Training.

En cuatro presentaciones en los encuentros de los Entrenamientos Primaverales, el joven zurdo suma 10.2 episodios sobre la loma y efectividad de 3.38. Registra 10 hits permitidos, cuatro carreras limpias (un jonrón), ocho bases por bolas y 11 ponches. Aunque puede preocupar su cantidad de boletos, seis de ellos llegaron en sus dos primeras apariciones; en sus últimos 6.2 innings, solo dos bateadores consiguieron pasaportes ante Morejón.

Esta puede ser la primera oportunidad dorada para el cubano de intentar hacerse lugar en una rotación que, al menos en el papel, es una de las más fuertes de la Liga Nacional. En principio, y si al final se impone a sus rivales, Morejón tendría quizás la oportunidad de abrir dos juegos antes de la total recuperación de Lamet.

“Si me van a poner más innings de lo normal, sé que voy a estar preparado. No me preocupa la cantidad de innings”, admitió Morejón en una reciente conversación con los medios estadounidenses. “Creo que he tenido el tiempo suficiente para trabajar y pensar sobre eso (la posibilidad de abrir). Este año, en la temporada muerta, me enfoqué en prepararme para lo que el equipo necesitara”.

Durante la temporada 2020, el siniestro no tuvo una efectividad impresionante (4.66), pero en general dio vestigios de lo que puede llegar a ser en el futuro de los Padres. Por ejemplo, ponchó a 11.6 hombres y solo dio 1.9 boletos por cada 9.0 entradas. La velocidad de salida de los batazos rivales estuvo por debajo del promedio (86.7 MPH) y sus pitcheos obligaron a los contrarios a abanicar en casi 30 de cada 100 swings (28.5 %), un registro que también es superior a la media de la Gran Carpa (24.3 %).

“Me siento seguro de lo que puedo hacer”, adelantó Morejón sobre su campaña 2021. “Con lo que tengo, sé que puedo ayudar mucho al equipo. No me siento ansioso, sino que confío en mí y solo quiero que llegue el momento”.

Ya con dos temporadas de Grandes Ligas en su haber, el 2021 pinta como el año de explosión del cubano Morejón en el más exigente nivel del béisbol. Sea en la rotación o en el bullpen, su trabajo será ganarse un lugar en el staff de lanzadores de los Padres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *