¡Astros se lleva un gran susto!

George Springer estaba en el turno al bate en el tercer episodio cuando recibió un pelotazo de parte del lanzador Cole Hamels. El jardinero tuvo que abandonar el diamante.