Yosvani Torres… un pitcher sin suerte

Parecía que no llegaba al home con su recta pero a base tenedor el Yosvani Torres empezó a ganar y a los años estaba establecido

Parecía que no llegaba al home con su recta pero a base tenedor el Yosvani Torres empezó a ganar y a los años estaba establecido
Parecía que no llegaba al home con su recta pero a base tenedor el Yosvani Torres empezó a ganar y a los años estaba establecido

Por Alexander García Milián


Es un tipo con una personalidad imponente; el mismo que llegó tarde a la pelota, con casi 28 años pero llegó y aún lo ven comiéndose la pista en la Ciudad Deportiva y se preguntan, ¿Qué hace?



Es Yosvani Torres señores, el que viaja de La Habana a Pínar para jugar con sus Vegueros y muchos piensan que es bobo; bueno para interpretar basta con mirar y punto.


Es Yosvani Torres el que tiro el juego final contra México en la Serie del Caribe que en 2015 ganó Pínar del Río en San Juan; sí, todos hablan de Cepeda, del jonrón de Yuliesky Gourriel, del cierre de Héctor Mendoza pero de Torres… nada.- Ese juego lo tira cualquiera- vociferan por ahí; Torres el paria entonces.


Desde su debut, siempre fue ganador, parecía que no llegaba al home con su recta pero a base tenedor el hombre empezó a ganar y a los años estaba establecido pero nadie lo miraba para hacer el Cuba, nada, era un fantasma… Torres, el gran paria.



Cuando a finales de diciembre, Paret lo pide por Jonder Martínez, Yosvani debuta contra Ciego y se ve dominante,- Nadie entrena como Yosvani- le he escuchado decir a muchos. En ese juego Torres camina bien y se va imponiendo pero dos errores provocan un empate a tres, a la postre los Tigres voltean el marcador, Paret tiro a bonche el juego y Yosvani fue un simple señuelo para matar las apariencias; Torres, la prenda de brujería.


Vamos atrás; en la Serie de Oro, Yosvani Torres se echa a Pínar del Río al hombro, gana todo, incluso en Play Off, se lleva al Cienfuegos de Puig y “Pito” Abreu. En la final contra Ciego, en el Cepero, es el ganador imponente del sexto juego. Pero con Torres nadie quiere nada y el equipo Cuba es un sueño.


Y son esas casualidades del destino, ayer les gano ahora los ayudo a clasificar de modo inconsciente aunque tal vez a los Tigres les costo cara la ayuda. – Es el tipo de la mala suerte- dirán muchos, no, hace dos series, Torres como refuerzo de Villa Clara también, no pudo poner los pies en el suelo ante Ciego; Villa Clara, Ciego, Pínar, Yosvani Torres, todo se une, parece que explota pero no.



Entonces Torres va al Cuba, llega tarde pero llega, en el peor momento;- ¡A río revuelto!- gritan algunos, pero el hombre esta, Clásico Mundial, Serie del Caribe, Panamericanos; en fin, casi al retiro le dan el chance.


Pero Yosvani vuelve, no quiere irse; hace unos días tiraba un juego de excelencia contra Sanctis Spiritus en el Play Off semifinal; en el noveno, luego de colgar ocho ceros y a dos out de la victoria- ¡Pumm!- Yordan Manduley se la sacó por el izquierdo, perdió el partido. 


Es Torres así, entre malas y algo buenas siempre rodeado de mala suerte. ¿Qué pasara entonces con Villa Clara en la final?, ¿Le darán la bola a Yosvani Torres?


Nos vemos a la vuelta.


Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*