Un cubanoamericano entre los MEJORES jardineros defensivos de la pasada década

Andy Lans / @DeportesAndy

Más de una década en la mejor pelota del mundo, 1201 juegos, 1087 hits, 532 carreras anotadas, .348 de porcentaje de embasado (OBP), un título de Serie Mundial, son los números de una grata carrera en el béisbol. Son los números de Jon Jay al momento de anunciar su retiro.

El bateador zurdo nacido en Miami pasó por siete franquicias de las Grandes Ligas. No obstante, alcanzó con St. Louis Cardinals sus mejores picos de rendimiento. Los padres de Jay llegaron a la Florida en la década de 1960 producto de una oleada migratoria desde Cuba tras la toma del poder por parte de Fidel Castro. En la casa de Jon, Cuba nunca dejó de estar presente gracias a la comida, la música o el lenguaje; aunque pocos en la Isla de sus progenitores sospechaban de las raíces criollas del jardinero de cinco pies once pulgadas de estatura.

Quiso el destino otorgarle a Jay la posibilidad de conocer Cuba en 2015 mediante una clínica beisbolera organizada por MLB y su Asociación de Jugadores. En la misma, participaron estrellas locales como José Abreu, Yasiel Puig y Alexei Ramírez.

Jon sobresalió en su trayectoria por una formidable defensa. Disputó en el center field el 64% de sus innings. Durante la pasada década (2010-2019) encabezó en promedio de fildeo a los patrulleros centrales con al menos 5000.0 entradas en la posición. El cubanoamericano atrapó para .996 (solo seis pifias en 673 partidos), por encima de Billy Hamilton (.995) y Mike Trout (.994). En cuanto a las carreras salvadas por falta de errores* (ErrR), ocupó la sexta posición con 3.7 según Fangraphs.

Si contamos todos su capítulos en las tres praderas, Jay también lidera el fildeo de los guardabosques con al menos 8000.0 innings entre 2010 y 2019. El pelotero de madre matancera y padre santiaguero capturó para .996 (apenas nueve marfiladas tras 8240.2 episodios) en un podio completado por Nick Markakis (.995) y Alex Gordon (.994). En este caso, Jon aparece con 6.5 en el séptimo puesto de las ErrR.

El habilidoso jugador representó a Estados Unidos en el Clasificatorio de las Américas rumbo a los Juegos Olímpicos Tokyo 2020 (celebrados en 2021). En dicho evento, le acompañaron los también cubanoamericanos Eddy Álvarez y Triston Casas. Sin embargo, por la plena identificación de Jay con la cultura cubana, cuesta trabajo pensar que el miamense no hubiese querido vestir el uniforme de las Cuatro Letras en un contexto político diferente.

*ErrR: conocida en inglés como error runs, son las carreras salvadas de un fildeador en dependencia del número de errores cometidos por encima o por debajo de un defensor promedio en la posición.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba