JM Fernández ENCENDIDO en mayo, Adeiny DESPERTÓ, Yariel y Moinelo SE LUCIERON. Resumen cubanos Asia

Por Robiel Vega/ @robielcuba87

El segundo mes de la temporada en la Organización Coreana de Béisbol (KBO, sus siglas en inglés) ha comenzado a todo tren para el yumurino José Miguel Fernández. Después de vivir un abril sin penas ni glorias, el que fuera líder en indiscutibles del circuito en 2019 y 2020 ha comenzado a subir su nivel. 

A pesar de la derrota de su equipo, Doosan Bears, 4×3 frente al LG Twins, el ex bigleaguer cubano logró un buen resultado individual, al conectar de 4-2 con una carrera anotada y sumar cinco incogibles en 10 turnos en lo que va de mayo, tres de ellos extrabases, con tres anotadas y dos remolques. 

Su batazo más importante del encuentro llegó en la alta de la sexta, cuando con hombre en primera y con el juego en desventaja de 2×1, se llevó en claro al jardinero central con una tremenda línea que sirvió para anotarse su séptimo doblete de la temporada y poner la ventaja a 180 pies del home. Algo que se concretó más adelante, aunque dos entradas más tarde sus rivales le darían la vuelta definitivamente a la pizarra. 

Te puede interesar: ANDANDO SE QUITA EL FRÍO: llegó el 2do de Yandy Díaz y se MONTÓ en 300

Tras este partido, José Miguel sumó 26 en lo que va de campaña, acumulando 112 comparecencias al bate, con nueve anotadas, 12 remolques y siete boletos, además de dejar sus frecuencias en .317/.360/.413/.773 (AVE/OBP/SLG/OPS), manteniéndose en el Top 15 de los mejores bateadores de la Liga. 

También en la KBO, pero en la victoria del Kiwoom Heroes 7×1 contra el Kia Tigers, Yasiel Puig se marchó de 5-0, con carrera anotada (14) y dos abanicados. Quedó bateando para .216/.321/.351/.672. 

En Japón

Pasando a lo sucedido en el Béisbol Profesional Nipón (NPB, sus siglas en inglés), el Fukuoka Softbank Hawks venció 7×3 al Buffaloes Orix con excelente trabajo del relevista Liván Moinelo. 

Te puede interesar: CAÑÓN PA’L MEDIO: Randy HIZO PAGAR a Cristian Pache y remolcó a Wander Franco ante Oakland

El zurdo pinareño lanzó la novena entrada a ritmo de dos ponches y un boleto, no permitió hits ni carreras; necesitó 15 lanzamientos, ocho de ellos strikes, para liquidar las acciones y aunque no se apuntó salvamento, pues la ventaja era de cuatro, si pudo preservar la ventaja y concretar la victoria. 

Tras 12 salidas, Moinelo tiene efectividad de 1.54, le batean para .125 y su WHIP es de 0.94 (6 BB y 5 Hits en 11.2 INN). El cubano tiene balance de (0-1) pero suma tres rescates y cuatro Holds además de exhibir un promedio de ponches brillante, 16.2 por cada nueve entradas (21 en 11.2).

En ese mismo encuentro, el matancero Yurisbel Gracial se fue de 4-1 y dejó sus números en .255/.352/.349/.701, mientras Rangel Ravelo (Buffaloes Orix) se ponchó como emergente en su único turno al bate (.138/.296/.207.506).

A pesar de que el Chiba Lotte Marines cayó 4×2 ante el Saitama Seibu, hubo protagonismo cubano en el partido, pues Adeiny Hechavarría se fue de 3-2 y remolcó su primera carrera desde el 10 de abril, su quinta de la temporada. 

Te puede interesar: ¿OUT O QUIETO?: Luis Robert GANÓ hit a Raisel Iglesias con velocidad y el REPLAY lo confirmó

El santiaguero, además, anotó una para la causa de los Marines, por lo que tuvo influencia directa en las dos carreras de su equipo; esta fue la quinta ocasión en la que pisa la goma esta temporada y aumentó su average a .183 (71-12), con OBP de .205, slugging de .239 y OPS de .444.

En el duelo que ganó el Chunichi Dragons 7×3 frente al Yokohama DeNA BayStars, Dayán Viciedo empujó su décima carrera de la zafra, al irse de 5-1. Fue su indiscutible número 27 en 106 turnos oficiales con el madero, por lo que sus frecuencias quedaron en .255/.319/.358/.677.

Desde la lomita, Yariel Rodríguez volvió a mostrarse efectivo y retiró la octava entrada sin permitir carreras, a pesar de permitir un hit (séptimo) y regalar un boleto (tercero). Yariel necesitó 19 lanzamientos (10 strikes), para completar su faena y aunque no se apuntó su onceno Hold, pues la ventaja era de cuatro, si pudo preservar la pizarra. 

El camagüeyano bajó su PCL a 1.35, la batean para .152 y su WHIP aumentó ligeramente a 0.75 en un total de 13.1 entradas de actuación. Yariel, que también ponchó a un rival, llegó a 17 en la temporada (11.47 K/9) y ahora retira por la vía de los strikes a 5.67 rivales por cada boleto que otorga, sin dudas un excelente indicador de lo que ha sido su control. 

Recuerde que este y todos los resúmenes que envuelvan jugadores cubanos los encuentra persiguiendo este enlace, o sea, dando clic aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba