Por Pablo Pichardo

Uno de los equipos que mayores cifras movió antes del paro laboral en las Grandes Ligas fueron los Rangers de Texas que continúan en busca de formar un conjunto para llegar nuevamente a la postemporada luego de cinco años de ausencia desde que fueran derrotados por los Dodgers en la Serie Divisional del 2016.

La llegada de hombres como Marcus Semien y Corey Seager junto a jóvenes promesas presentes en el equipo como es el caso del cubano José Adolis García hace que la afición de los Rangers sueñe con mejores resultados deportivos de cara al 2022.

Precisamente Seager, quien se desempeño durante siete temporadas con los Dodgers luego de ser seleccionado en la primera ronda del draft en 2012,  expresó durante una entrevista ofrecida a MLB Network su agradecimiento al equipo californiano por todos los buenos momentos que vivió dentro de la organización.

“No puedo agradecerle lo suficiente a los Dodgers por lo hicieron por mí. Lo que he sido capaz de hacer por la ciudad, ganar un campeonato y todos los compañeros con los que lo logramos. Todas esas relaciones y la fanaticada, es verdaderamente increíble y he apreciado cada momento. Pero ahora es tiempo de iniciar un nuevo capítulo” indicó el jugador de 27 años.

Seager fue un jugador muy determinante en la postemporada que disputó el equipo de David Roberts en el 2020 al castigar de gran forma a los lanzadores de los Bravos de Atlanta y Tampa Bay Rays durante la Serie de Campeonato de la Liga Nacional y la Serie Mundial, para de esa forma obtener el premio de MVP en ambas instancias.

El ganador además del Novato del Año en el 2015 y dos veces Bate de Plata fue muy relacionado desde el final de la pasada campaña con equipos como los Yankees de Nueva York, pero finalmente su destino fue Texas por un extraordinario contrato  de $325 millones de dólares por las siguientes diez temporadas.

Seager durante su última temporada en Las Mayores dejó promedio ofensivo de .306 en los 95 encuentros que disputó mientras enviaba 16 esféricas fuera del estadio, su línea de bateo quedo fijada en (.394 OBP/.521 SLU/.915 OPS).  

1 comentario en “LLEGÓ LA NOSTALGIA: Estrella de MLB no olvida a su antiguo equipo”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba