SAY WHAT??? Medallista de Tokyo 2020 es acusada de travesti, piden examen y que se retire su medalla

August 5, 2021
El tema sobre la igualdad de género y los derechos LGBTI han sido un componente frecuente en los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020

Por SwingCompleto/ contacto@swingcompleto.com

El tema sobre la igualdad de género y los derechos LGBTI han sido un componente frecuente en los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020, y en esta oportunidad se trata de una denuncia de un deportista polaco a la subcampeona de los 200 metros lisos en atletismo, la namibia Christine Mboma.

El ex velocista de Polonia Marcin Urbas ha liderado una campaña en contra de la joven de 18 años, a quien ha acusado de tramposa y utilizar su condición masculina para participar con muchas más ventajas en una competencia de mujeres.

Urbas solicitó un examen físico exhaustivo con el objetivo que sea retirada su presea plateada de confirmarse sus sospechas que es un hombre haciéndose pasar por una fémina.

Al polaco no le ha sido suficiente con los límites que se han impuesto a la corredora por sus niveles de testosterona, que no obstante, la han dejado fuera de poder competir en otras pruebas como 400 y 1 500 metros. Todo después de analizar sus parámetros si no trata con fármacos que contribuyan a rebajar ese índice que genera de forma natural.

Increíblemente Mboma sí puede participar en otras distancias como el caso de los 200, especialidad en la que rompió en dos oportunidades el récord del orbe en la categoría sub-20.

“Tiene niveles de testosterona por encima de lo normal, y sin embargo, el Comité Olímpico Internacional permite que compita en los Juegos Olímpicos con las mujeres”, dijo el ex corredor europeo.

“Me gustaría pedir un examen profundo de Mboma para asegurarnos que es una mujer, y si lo es, un tratamiento para bajar la testosterona estaría bien, y hasta entonces, por el amor de Dios, que no compita en un ambiente tan contaminado”, exigió el inquisidor, un atleta que llegó a correr el doble hectómetro en menos de 20 segundos sin llegar a estar en la élite de su prueba.

Pero Urban no se conformó con su denuncia al COI y siguió lanzando ataques a la representante de Namibia. “Al progresar y mejorar su técnica, pronto bajará de los 21 segundos en 200 y de los 47 en los 400 metros, o quizás sea más rápida; seguiremos pensando que eso es justo e igualitario. O tal vez, al igual que yo con 23 años corra por debajo de 20 segundos los 200 metros y entonces alguien se rascará por fin la cabeza porque esto es una injsuticia flagrante y decarada para las mujeres que ciertamente son mujeres, y no es este tipo de fenómeno o travesti”, finalizó.

Christine Mboma rompió la marca sub-20 de la norteamericana Allysson Felix en las semifinales y después quedó en segundo lugar con 21.81 para conseguir la primera presea para su país desde Frank Fredericks en Atlanta 1996.

Llama la atención que se compatriota y colega de especialidad Beatrice Masilingi, finalista igualmente en esta prueba dentro de los Juegos de Tokyo 2020, ha recibido críticas similares a las de Mboma.

“No entiendo por qué la gente saca este tipo de cosas. Simplemente no lo entiendo y es muy cruel esta locura”, dijo a The Namibian Masilingi, quien concluyó en sexto escaño con un registro de 22.28.

Es preciso traer el recuerdo de la primera situación controversial alrededor de este tema dentro del atletismo como lo ha sido la multimedallista sudafricana Caster Semenya, vetada de poder participar en eventos de medio fondo por sus niveles de testosterona por encima de los parámetros para las competiciones femeninas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba Secured By miniOrange