Pelotero cubano en Ucrania buscó refugio con su familia en medio del bombardeo a Kiev

Por Yasel Porto

La reciente invasión rusa a Ucrania ha generado todo tipo de preocupaciones a nivel mundial y el impacto que ha generado en este último país ya es considerable.

Cientos de miles de personas se han desplazado a naciones cercanas o se encuentran refugiadas en lugares subterráneos bastante seguros de momento.

Entre los que componen el segundo grupo mencionado aparece un pelotero cubano que junto con su familia trata de salvar su vida en medio del conflicto bélico que sigue intensificándose en la región.

Te puede interesar: HABLÓ Gurriel de la Agencia Libre y debate MLB-MLBPA: «Necesito que haya pelota este año»

Se trata del villaclareño Raidel Arbelay Becerra, el único cubano con presencia en los últimos tiempos dentro de la discreta liga ucraniana, y que además del béisbol también ha tenido un vínculo especial con la religión como pastor de una iglesia protestante en la principal urbe de Ucrania.

La información más reciente sobre lo que acontece alrededor de Raidel y sus seres queridos la obtuvimos de dos de sus amigos, Alexander Roque y Janoi López Quintana, quienes han mantenido comunicación con el oriundo del poblado villaclareño de San Juan de los Yeras.

«Ayer hablé con él y estaba en un refugio a salvo con su familia. Hoy todavía no nos hemos comunicado pero yo trato de estar al tanto de todo. Lo llamaré más tarde para estar bien seguro que cada día y conocer su situación. Dios lo bendiga a él, a su familia, y a todos los que están ahora mismo en medio de esa situación», me comentó Alexander Roque a través de facebook.

Nacido el 27 de noviembre de 1970 en la misma tierra de figuras reconocidas del béisbol como el exlanzador Rolando Arrojo y el árbitro Luis César Valdés, lleva muchos años de emigrado en el gigantesco país europeo. Allí emigró a inicios del actual siglo y enseguida se relacionó con el béisbol de la capital ucraniana.

El club ATMA fue con el que jugó Raidel en la última temporada. Éste es uno de los cinco que conforma el circuito ucraniano según la información del sitio Cubalite. Con ellos asistió a la Copa Confederaciones que tuvo como sede a la capital de este país.

La propia publicación señala que el cubano estuvo como titular todo el tiempo, desempeñándose en tercera y segunda base. Finalizó con average de 273 (tres hits, un doble, un triple y dos impulsadas).

En la liga nacional más reciente jugó siete partidos, que es la escasa cantidad que se llevan a cabo en el circuito de Ucrania. Lanzó en par de encuentros con tres ponches en tres entradas de labor y con dos carreras recibidas.

Pero años atrás tuvo un mejor rendimiento, como aconteció en 2018 cuando compiló 365 con 22 hits (segunda mejor cifra de su equipo). Al año siguiente fue el segundo mejor en bateo (.369) y nadie fue mejor que él en el total de hits (24), una labor que superó en 2020 cuando promedió para 414 con récord personal en inatrapables (29).

Raidel llegó a vestir el uniforme de Ucrania en eventos internacionales, aunque no lo hizo más después de su participación en el Campeonato Europeo de 2010 (8-0).

Volviendo al tema de la situación en Ucrania, todo se mantiene en total alarma para ese país y todo el entorno geográfico. Incluso no pocos se preocupan más allá y consideran que la falta de un acuerdo de paz podría generar consecuencias inimaginables.

De momento Raidel y su familia se mantienen en ese refugio y el destino para ellos es bien incierto, aunque su condición de ciudadano cubano le pudiera dejar una salida en que caso que se cierren otras puertas, y siempre y cuando todo este conflicto no trascienda demasiado las actuales fronteras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba