PREOCUPA: ¿Se apaga de a poco la llama de Raisel Iglesias?

¿Será Iglesias el cerrador del futuro para los Rojos? En sus manos parece estar la respuesta

¿Será Iglesias el cerrador del futuro para los Rojos? En sus manos parece estar la respuesta
¿Será Iglesias el cerrador del futuro para los Rojos? En sus manos parece estar la respuesta (web screen shot)

Por Juan Páez

Si bien es cierto que Raisel Iglesias se mantiene como el cerrador de los Rojos de Cincinnati y que, al menos hasta antes de la jornada del martes, acumula una cantidad aceptable de salvados (28) en un equipo con récord negativo, también es verdad que su dominio no es siquiera parecido al que sostuvo en el último par de temporadas.

Al ver las estadísticas tradicionales, hay una notable y amplia diferencia con respecto al Iglesias de años anteriores. Por ejemplo, y sin incluir la última fecha, su efectividad saltó de 2.38 en 2018 a 4.55 esta campaña. Su WHIP pasó de 1.07 a 1.34, una cifra alarmante para un hombre del noveno inning.

Pero hay dos cifras que agravan aun más su situación: tiene cinco oportunidades desperdiciadas de salvar (la mayor cantidad desde que es apagafuegos) y 11 derrotas. Hasta ahora en las Grandes Ligas, solo hay otros dos relevistas con doble dígito en reveses, aunque ambos tienen 18 aperturas cada uno: Drew Pomeranz y Glen Sparkman, ambos con 10.

No es común ver a un taponero con tantas caídas. De hecho, es el primer cerrador con al menos 28 rescates y 11 juegos perdidos desde Ron Davis, en 1984 para los Mellizos de Minnesota. En la historia, solo ha habido cinco hombres con esos registros.

¿Qué pasa?

Aunque todo luce catastrófico para Iglesias, no parece ser algo que requiera mayores ajustes, al menos desde el punto de vista de las estadísticas avanzadas, porque es algo que parece estar a la vista.

Uno de los problemas del derecho puede ser el BABIP, el promedio al bate en bolas en juego. Su registro es un elevado .338, más de 100 puntos por encima del que exhibió en 2018 (.233). Eso quiere decir que 1) su defensiva no lo está ayudando, 2) los contrarios están teniendo suerte o 3) le están pegando tan fuerte que, usualmente, las pelotas caen en territorio de nadie.

La tercera opción puede ser. El porcentaje de conexiones fuertes del nacido en Isla de la Juventud ha subido casi 16 por ciento desde 2017, temporada en la que terminó en 24.2 %. En 2018 mostró 34.8 % y en este torneo ese número está en un peligroso 40.1 %, el más alto de su carrera.

Otro aspecto es su porcentaje de barrels, que indica cuán seguido a un lanzador le conectaron bolas con una velocidad de salida de, como mínimo, 98 millas por hora y con un ángulo superior a los 20 grados. Esa cifra, 8.2 %, también es la más alta en la trayectoria de Raisel, a quien (para colmo), ahora le levantan más la pelota, pues su launch angle pasó de 13.8 a 20.7 grados, algo que puede redundar en más extrabases.

Mal envío

En cuanto a su arsenal de pitcheos, el sinker parece no ayudarlo como él espera. Pese a eso, no deja de lanzarlo.

Aunque lo tira en menos del 10 por ciento de las veces, ha terminado 22 turnos oficiales con ese envío y los registros no son buenos: le batean para .500 de average (22-11), con par de dobles y tres jonrones.

Su cambio tampoco ha sido tan dominante como el año pasado, cuando arrojó .149 de promedio y .209 de slugging. Este año le ligan para .268 y .446, respectivamente.

¿Será Iglesias el cerrador del futuro para los Rojos? En sus manos parece estar la respuesta.

4 Comments

  1. Buenos días para todos. Buen análisis estadístico sin dudas. Pero veo que faltan estadísticas relacionadas con el dominio de la zona de dudas. Independientemente de la variedad de lanzamientos que usted tenga, las armas más importantes de un lanzador siempre serán el control y saber lanzar. No he buscado las estadísticas de Raicel que reflejen como está su control. Y para saber si un lanzador esta siendo inteligente a la hora d lanzar habría que ser bien exhaustivo en el análisis de estas estadísticas. El béisbol es tan rico que hasta los más avesados en la materia pudieran quedarse cortos en cualquier análisis. Saber lanzar en toda la extensión de la palabra es difícil de lograr. Un lanzador tiene que ser bien minucioso a la hora de escoger el lanzamiento que le va a lanzar a un bateador X. Luego saber donde lo va a tirar, para lo cual el control lo es todo. De nada vale que Ud tenga 5 lanzamientos si no los domina a su antojo. Colocarlos, vulgarmente hablando, donde a Ud. le da la gana. Donde el bateador nunca lo va a esperar. Y para lograr esto se necesita mucha paciencia, mucha entrega, mucho sacrificio, y mucha práctica. Esta ABC del lanzador tiene que ser una constante. La selección correcta de un lanzamiento y la zona en donde se desea colocar es una práctica que se tiene que llevar a cabo con cada lanzamiento que se vaya a tirar, y valga la redundancia. Pienso que los problemas de Raicel radican en estos dos aspectos que he mencionado. Y a esos agregar un tercero que en realidad forma parte de lo mismo: Concentración. El lanzador tiene que estar concentrado el 100% del tiempo que está lanzando. No puede haber nada que lo aleje de su trabajo. Lo he visto lanzar alguna que otra vez en esta temporada y el muchacho mantiene su velocidad habitual y está tirando los mismos lanzamientos que en temporadas anteriores. Por tanto considero que tiene que revisar bien estos tres aspectos que he mencionado y volverá a tener su efectividad acostumbrada. Gracias.

  2. Hector,saludos hay algo que ud no menciono en su análisis y el muchacho hizo referencia en una entrevista reciente que le hicieran (en youtube la puede ver),no se esta divirtiendo en el terreno y eso le esta pasando facturares cierto que independientemente de que le paguen por su trabajo, el sueño de todo atleta es ir a play off, ganar la serie mundial y con los Rojos ni lo uno ni lo otro, le esta faltando motivación,ojala en un futuro no muy lejano, lo veamos con un equipo mas competitivo, el muchacho lo merece, saludos reiterados.

    • Estoy de acuerdo con usted, pienso que es un asunto de motivacion, independientemente de lo profesional que tienes que ser. Hoy los equipos contendientes precisan de cerradores game over o estabilizadores para el 8vo, sino que le pregunten a Boston, y con los resultados que ha tenido Raisel Iglesias en otras temporadas es para que algun equipo ya lo hubiera pedido.

  3. Buenos días para todos. Amigos, la desmotivación te lleva a la desconcentración. Eso en primer lugar. Y en segundo lugar, es mi criterio, ese argumento de Raicel que no se está divirtiendo, discúlpenme pero lo veo bastante pueril. El es un profesional y como tal tiene que cumplir las expectativas de quienes lo contrataron, sino de que estamos hablando. Sino se está divirtiendo y eso esta incidiendo negativamente en sus resultados pues que recapacite y busque nuevos resortes porque con esos números no durará mucho más tiempo en las mayores. Quizás lo que le esté haciendo falta para motivarse nuevamente es que le pongan una Triple A Terapia a ver si se reencuentra. Saludos y gracias.

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*