A SOLTAR LOS MILLONES: Miami Marlins detrás de slugger neoyorquino

Por Jesús Alaín Fernández/@JesusLCA2017

Michael Conforto  fue relacionado antes del cierre patronal como una posible “match” para los Marlins de Miami. Pero en medio hay mucha tela aun por donde cortar.

El jardinero de los Mets de Nueva York renunció a la oferta calificada presentada por los de la Gran Manzana que lo mantendría en la disciplina metropolitana por otra temporada y 18.4 millones de USD. Conforto, a pesar de haber tenido una temporada 2021 a la baja, logró un OPS+ de 101 (1 punto por encima del promedio de la liga).´

Los Marlins poseen un outfield que necesita de brazos y bates curtidos de la faena diaria para poder concretar el proyecto de presente a futuro de Dereck Jeter y Kim Ng. A Avisail Garcia y el prospecto Jesús Sánchez (lució decentemente en el invierno dominicano con los Toros del Este) les falta al menos un refuerzo para jugar de 125 a 145 partidos en la larga temporada.

Desde la granja nada parece cercano. Bleday, Payton Burdick y Victor Mesa Jr. aun necesitan horas en las menores para pulir sus habilidades y la urgencia se escribe con Opening Day 2022.

En cuanto se reinicien las hostilidades (la firma del nuevo CBA, convenio de trabajo entre la MLB y la Asociación de Jugadores) seguramente los Marlins irán con todo y el jardinero de 28 años será de las mejores ofertas en la agencia libre. MLBTradeRumors lo pone firmando un contrato de una temporada y 20 millones, pero quizás la apuesta que el equipo que lo reciba tiene que hacer lo lleve a buscar más tiempo de vínculo.

Sus credenciales más visibles, la temporada recortada 2020 en la logró un OPS + de 154, el 2019 cuando pego 33 jonrones o el haber llegado al Juego de las Estrellas del 2018.

Al rechazar Conforto la oferta calificada el conjunto con el que finalmente firme tendrá que ceder una ronda del draft 2022 a los Mets, y para un proyecto con vista al futuro eso es importante. Por tanto, la apuesta de quedar por más cobra sentido.

Otro punto más donde poner la mirada, mientras esperamos el ansiado acuerdo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba