Por Álex Fernández Fernández

Para el próximo 2023, Kike Hernández tendrá un contrato de 10 millones de dólares con las Medias Rojas. Aunque no sabemos si tiene alguna cláusula que incluye que en este mismo año tratara de impedir por todas las vías que Aaron Judge, la estrella de su archirrival Yankees, pues se pusiera a tiro con el récord de jonrones de la Liga Americana, establecido desde 1961.

Persiste una algarabía tremenda en el Yankees Stadium en cada turno de Judge, a quien el manager, su tocayo Boone, le pone en el primer turno del line up. Pero ayer Roger Maris (el recordista) siguió muy tranquilo donde quiera que esté, porque al “Juez” la cosa se le complica con jugadas como la del mismo Hernández.

Lanzamiento alto de 96 millas de Matt Barnes, un suicidio desde la lomita si tienes en el cajón de bateo al hombre que está llamado a ser el MVP de esta temporada.

Swing con la aceleración características del líder en jonrones de la temporada. En las gradas todos a relamerse con el elevado que coqueteó con extenderse más allá de la zona de seguridad a la que fue a parar Hernández.

Muy curioso lo siguiente: Aaron Judge golpeó esa pelota a 113 MPH, con un ángulo de lanzamiento de 35 grados. Desde que comenzó la era Statcast, 19 jugadores han golpeado una pelota a al menos 113 MPH con un ángulo de lanzamiento entre 33 y 37 grados. Los 19 fueron jonrones… hasta ahora. Nunca se había visto algo similar en Grandes Ligas y tocó a «El Juez» inaugurar ese casillero.

Para colmo, el juego estaba empatado a cuatro anotaciones en la novena, y la posibilidad de dejar al campo a los de Boston no podía ser más espectacular. Sin embargo todo quedó en suspiros. Finalmente los de casa ganaron 5×4.

La triple corona de Judge está ahí, al doblar la esquina con sus liderazgos en average .316, impulsadas con 128 y bambinazos, con 60 hasta la fecha.

Además tiene a todo los Estados Unidos a la expectativa para ver si logra pasar la barrera de los 62, de Maris. En los últimos 15 partidos ha pegado siete jonrones, pero le esquivan la bola demasiado y le han dado 18 boletos. Su SLG es de .963.

6 comentarios en “ACARICIÓ EL 61: Batazo de Aaron Judge hizo LO NUNCA VISTO en Yankee Stadium”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba