EN EL DODGERS STADIUM: Jorge Soler conectó el jonrón 21 frente a Julio Urías

August 31, 2021
Desde que conectó con la pelota el bateador supo que llevaba la fuerza suficiente para burlar las cercas del imponente estadio

Por Franco Miguel Alvariño

Este lunes, 30 de agosto, los Dodgers de los Ángeles en un cerrado duelo derrotaron 5×3 a los Bravos de Atlanta, en un juego celebrado en el “Dodgers Stadium”. Por el equipo derrotado, Jorge Soler abrió el marcador en la parte alta de la sexta entrada, con su jonrón 21 de la temporada frente a Julio Urías.

Si bien el equipo local decidió el partido en el primer tercio del choque, los visitantes no bajaron la guardia y el cubano Soler devino en bujía inspiradora de los Bravos. Con la pizarra 5-0 en contra de su novena, el cubano enfrentó al complicado lanzador mexicano.

El zurdo lo trabajo con cuidado. “El Crudo” llegó a la cuenta completa de tres bolas y dos strikes. Con un lanzamiento el siniestro acababa las acciones en el capítulo, pero un swing del habanero cambió el rumbo de la entrada.

También te puede interesar: A MÁS DE 420 PIES: Jorge Soler sigue dando jonrones y se acerca a los 20

Urías equivocó una recta a 94.5 mph, que el slugger descifró con facilidad y, tras un potente golpeo de la bola, provocando que saliera a 101.3 mph, la envió hasta los 386 pies entre el jardín derecho y el central.

Desde que conectó con la pelota el bateador supo que llevaba la fuerza suficiente para burlar las cercas del imponente estadio. Su técnica de bateo depurada, unida a una fuerza natural, propia de un físico aterrador, provocaron que desapareciera un lanzamiento cuando menos fácil de conectar.

Su reacción en el plato lo demostraba. Su vista viajó con la bola. Disfrutó los escasos segundos que la esférica estuvo en el aire. Luego corrió durante ese minuto de gloria del cual se enorgullecen una y otra vez los jonrones del mejor béisbol del mundo.

Soler encontró en agosto su mejor mes de la presente temporada. El cubano con el batazo frente a los Dodgers llegó a ocho cuadrangulares. Además, significó la segunda fecha de forma consecutiva desapareciendo bolas de los estadios de Grandes Ligas.

El cubano comenzó el choque como segundo hombre en la alineación de los Bravos, puesto que ocupa en su nuevo equipo, tras la llegada desde los Reales de Kansas City. En ese turno acumula 29 indiscutibles en 117 veces al bate, con tres dobles, ocho jonrones y 15 impulsadas. Como dato curioso, el batazo de vuelta completa fue el primero en la cuenta de 3-2, tras 52 visitas al plato.

Antes de iniciar el choque, el “Crudo” exhibía 25 encuentros jugados en la franquicia de Atlanta. En ese período generó una línea ofensiva de .283/.396/.543 AVE/OBP/SLU.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba Secured By miniOrange