Por Gian Franco Gil

Robertson, quien pasó por los Yankees de Nueva York, Medias Blancas de Chicago y Cachorros de Chicago, antes de jugar la última campaña en Philadelphia, aportó seis jugos salvados a la organización que discutió el título de Serie Mundial con el actual campeón del principal torneo beisbolero del planeta: Astros de Houston, aunque consiguió 14 rescates con Chicago en la primera parte del certamen.

En la contienda con los Phillies, el lanzador americano de 37 años de edad ganó un encuentro y perdió, pero consiguió un excelente promedio de carreras limpias de 2.70. Por otra parte, el cerrador se mostró controlado durante sus apariciones, retirando a 30 bateadores por la vía de los strikes con solo 16 boletos de libre tránsito, en 23 entradas y un tercio de labor.

Durante la jornada de este jueves, los Mets también recuperaron a su jardinero central Brandom Nimmo, con el que acordaron por la cifra de 162 millones de dólares y ocho años, según los datos de la fuente citada al inicio de esta nota.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio