ESPECTACULAR: Randy Arozarena volvió a brillar en el jardín izquierdo con difícil conexión

September 16, 2021
Una vez más el cubano confió en su guante y arriesgó todo a una espectacular atrapada

Por Gian Franco GIl

Los Azulejos de Toronto evitaron que los Rays de Tampa Bay continuaran sumando victorias en el camino a la clasificación segura hacia la postemporada. Los de Toronto derrotaron 6×3 al equipo de la Florida, para ubicarse momentáneamente en el segundo puesto de la División Este de la Liga Americana, igualados con Yankees y Medias Rojas.

La noche del 15 de septiembre fue poco productiva para los de Tampa. Tanto fue así que solo consiguieron tres carreras, por los jonrones de Mike Zunino y Brett Phillips. Mientras, a la defensiva, Randy Arozarena volvió a facturar un fildeo de gran envergadura en el jardín izquierdo, demostrando que es un jugador completo y no fue casualidad que llegara al primer nivel del béisbol en Estados Unidos.

El fildeo ocurrió en la parte baja de la quinta entrada, con un marcador adverso para los Rays de 4×1 y un out en la pizarra. La jugada alcanzó mayor importancia por lo arriesgado de fildear el batazo, pues el equipo de casa contaba con un corredor en circulación y de picar la bola en la pradera, Arozarena corría el riesgo de permitir la quinta anotación.

Una vez más el cubano confió en su guante y arriesgó todo a una espectacular atrapada. Antes de salir la línea, Randy se encontraba jugando profundo en la pradera izquierda, ante la presencia de Marcus Semien en el plato, un bateador con más de 30 cuadrangulares en la presente temporada de las Mayores.

“Doña Blanca” llegó rápidamente al guante del oriundo de Pinar del Río. Antes, el cubano se desplazó varios metros para llegar hasta la zona de la atrapada. Arozarena tuvo que emplear a fondo la explosividad de sus piernas para alcanzar una conexión que no se elevó mucho y por la velocidad que tuvo amenazaba en todo momento con picar delante del patrullero. Arozarena lo evitó con un deslizamiento sensacional, colocando su guante en el segundo exacto antes de que la esférica tocara el césped.

En el encuentro, Randy alineó como primer bate en el orden de Tampa, quedando lejos de sus mejores noches en la temporada. En cuatro visitas al rectángulo de bateo no logró imparables y se poncho en tres oportunidades. De esa forma, su línea defensiva descendió a .272/.351/.458 AVE/OBP/SLG.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba