Randy Arozarena NO quiere volver a jugar con Pinar de Río ni con el Cuba: «Solo con Mantua»

El patrullero cubano de los Rays, Randy Arozarena, no está interesado en volver a jugar con Pinar de Río ni con el Cuba

El patrullero cubano de los Rays, Randy Arozarena, no está interesado en volver a jugar con Pinar de Río ni con el Cuba
El patrullero cubano de los Rays, Randy Arozarena, no está interesado en volver a jugar con Pinar de Río ni con el Cuba (web screen shot)

Por Darien Medina Bonilla

Randy Arozarena es un pelotero de una constante evolución, lo demostró en sus dos años en la pelota cubana, de una primera temporada en la que tuvo un average de 077 en 19 juegos, pasó a un segundo año en donde participó en 74 desafíos llevando su promedio hasta 291 y mejorando todos sus registros ofensivos con creces.

Tras su salida de Cuba Arozarena se ha desempeñado en la Liga Mexicana de Béisbol, Liga Norte de México y Liga Mexicana del Pacífico, todo eso entre 2016 y 2017, en ese último año debuta en el béisbol de Estados Unidos tras la firma con los Cardenales de San Luis.

Su inicio en las Grandes Ligas ocurrió  el 14 de agosto de 2019, participó en 19 desafíos con 23 comparecencias al bate en las que pegó 6 indiscutibles, un doble y un cuadrangular como extrabases, promediando para 300, empujó 2 carreras y anotó en par de ocasiones. Tuvo un OBP de 391, slugging de 500 y OPS de 891.

De manera sorpresiva fue bajado a AAA cuando llevaba números ascendentes, terminó la temporada jugando en AA y en el 2020 jugara para los Rays de Tampa Bay luego de un cambio de organización inesperado.

Con Randy Arozarena (que arrancó encendido el Spring Training)  conversó SwingCompleto, sobre su paso por la pelota cubana, su estreno en las Grandes Ligas entre otros temas.

¿Cuáles son tus mayores recuerdos dentro de la pelota cubana?

Mi primer hit que lo pegué en mi décimo  turno al bate, mi primer jonrón, al quedar campeón con Pinar del Río en la Serie Nacional 53 y por último no haber estado en el equipo que llevó Cuba, para participar en la Serie del Caribe en la que Pinar del Río se coronó campeón.

¿Cuánto te aportó la Serie Nacional en tu formación deportiva y personal?

Como pelotero la Serie Nacional me aportó mucho, me mostró todo el potencial que tengo y como persona me hizo más fuerte mentalmente, aprendí que en la vida uno tiene que sobreponerse a los obstáculos que se te cruzan en el camino.

¿Por qué la decisión de salir de Cuba?

Sentí que estaba listo para jugar cualquier béisbol del mundo y a cualquier nivel, también en ese tiempo había perdido a mi papá y me quedé yo a cargo de mi familia al ser el hijo mayor. Fue una decisión muy difícil porque te separas de lo que más ama para enfrentar una nueva etapa de tu vida solo, en lugares que no conoces.

Jugaste para los Toros de Tijuana en el 2016 ¿Por qué te ofrecieron tan pocas oportunidades?

Solo me dieron cinco partidos, tuve 20 turnos al bate pegué dos hit para un averaje de 100, no tuve un buen comienzo y me sacaron del equipo. Me mandaron a la Liga Norte de México donde quedé líder de bateo con 383 de promedio, estoy muy agradecido con la organización de los Toros de Tijuana porque me abrieron el camino para firmar.

Luego juegas con los Mayos de Navojoa en la Liga Mexicana del Pacífico, ¿difieren un torneo y otro?

Comparada con la Liga Mexicana de Béisbol es más fuerte, se reúnen muchos jugadores de Grandes Ligas, ahí pude participar en el Juego de Estrellas del torneo.

Tuviste muchas más oportunidades en este equipo, en temporadas diferentes.

Jugué tres temporada con los Mayos de Navojoa donde en dos ocasiones participé en el Juego de las Estrellas, en mi primera temporada fui líder de bases robadas con 16 y en la segunda campaña fui líder de jonrones con 14 y también obtuve el guante de oro.

Te inicias  en  las Ligas Menores en el 2017 con el Springfield ¿Te costó trabajo enfrentarte a ese nivel?

Al principio me causó un poco de trabajo para adaptarme por el cambio de velocidad de los lanzadores, también el idioma me chocó un poco y siempre que llegas a algún lugar nuevo te sientes solo, pero todo pasó muy rápido gracias a Dios.

Comienzas en las Grandes Ligas en agosto de 2019. ¿Cómo recibes esta noticia?

El manager de AAA me llamó, yo estaba dormido y me dio la noticia, al principio pensé que estaba soñando y me quedé con la llamada en mi cabeza y pensaba ¿será verdad o mentira?, el director  no hablaba bien el español, hasta que revisé mi teléfono nuevamente y lo llamé, le pregunté y ahí fue cuando lo creí de verdad, después me llamó otro entrenador para confirmar la noticia.

¿Cómo fuiste acogido por el equipo y el colectivo de dirección?
Fui  muy bien recibido, conté con el apoyo de todos mis compañeros.

¿Cómo fue esa etapa en las Grandes Ligas?

Estar en un juego de Grandes Ligas es algo inolvidable un momento muy bonito donde te recuerdas de todo el sacrificio qué pasaste para que llegara ese día, te hace volver a tu niñez, cuando jugabas béisbol en el barrio sea con una pelota hecha con una media o una naranja, fue algo lindo y pasar a los playoff en mi primera temporada es algo que no olvidaré.

Fue sorpresivo el momento en que te bajan a AAA, cuando bateabas sobre 300 ¿Te dieron alguna explicación?

Me agarró de sorpresa, me dijeron que me habían bajado para que agarrara más turnos al bate, eso me hizo más fuerte, seguí hacia delante y mejoré mis números, llegué a pegar cinco jonrones en una semana.

Si inesperada fue la decisión de bajarte a AAA, tu paso a Tampa también lo fue ¿Te comunicaron con antelación ese cambio?

Los cambios de equipo uno como jugador no los controla, me avisaron el día que se hizo el cambio a Tampa, ahora soy jugador de ellos y agradecido con la organización de San Luis.

¿Crees que tengas más oportunidades en este nuevo equipo?
Todos dicen que tendré más oportunidades aquí con Tampa, pero eso tengo que ganármelo haciendo las cosas bien, todo  lo que me indiquen y entrenando diariamente.

¿Cómo­ ha sido el recibimiento en los entrenamientos?

Aquí en Tampa todo el cuerpo de dirección junto a mis compañeros me han recibido muy bien con un buen ánimo y mucha alegría, la organización está muy contenta por tenerme y hacerme parte de su familia.

¿Planes para la nueva temporada?

Yo no hago planes para mis temporadas, yo juego día tras día, me enfoco en entrenar fuerte para que las cosas me salgan bien y así ayudar a mi equipo para lograr la victoria.

¿Volverías a jugar con Pinar del Río y con el equipo Cuba si fueses convocado en algún momento?

Solo jugaría en el equipo de Mantua, cuando jugué ahí éramos más que un equipo, tengo amigos que desde niño supieron valorarme, respetarme, apreciarme por mi trabajo y por mi persona por eso tienen todo mi cariño y mi aprecio, si juego en Cuba nuevamente sería con el equipo de Mantua, si no es así, no juego más.

Licencia de Creative Commons Este obra cuyo autor es https://swingcompleto.com/ está bajo una licencia de Reconocimiento 4.0 Internacional de Creative Commons.

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*