Por Fredy A. Villalonga

Los Red Sox parecen tranquilos durante el presente cierre patronal, los discípulos de Alex Cora culminaron una excelente temporada contra todo pronóstico, llegando a disputar la Final de la Liga Americana frente a los Houston Astros. Pero eso no significa que no tengan previsto ser agresivos en el mercado cuando se reanuden las acciones en este 2022. A pesar de que en las oficinas de Chaim Bloom se manifestaron vagamente combativos por alguna adquisición de categoría antes del cierre, podríamos ver un gran impacto al reiniciarse el nuevo convenio.

Nombres como Michael Wacha RHP (7 millones/1 temporada) o Rich Hill LHP (5 millones/1 temporada) parecen llegar para refrescar la rotación y específicamente aliviar el trabajo de Chris Sale, aunque concretamente no creo que, en el caso del primero, tenga una actuación destacada, proyectando para esta temporada 5G-7P Y 4.90 ERA según Baseball Reference. Me atrevería a decir, según lo ocurrido con el conjunto de Florida en la recién finalizada campaña, que sus números podrían ser aun peores. El Wacha que vimos brillar en San Luis está muy lejos, a tal punto que tendrán que sumar protagonismo a Whitlock o indagar en el mercado.

Por otra parte, la adquisición de James Paxton LHP (10 millones hasta 2023 con una opción del club para 2023-2024) hace recordar el caso de Nathan Eovaldi, lanzador que arribó a Fenway con mucha incertidumbre por sus problemas de lesiones y se convirtió en un As dentro de la rotación patirroja. El zurdo se espera para la segunda mitad de la temporada y creo a pesar de trabajar muy poco en las ultimas contiendas, solo 22 entradas y un ERA por encima de seis, pudiera ser un baluarte importante en las aspiraciones de los Medias Rojas en la recta final para llegar a la postemporada.

Ahora mismo los Red Sox tienen comprometidos 155 millones de dólares y parecen estar cómodos para perseguir el movimiento de impacto y resolver dos extensiones de contrato que tienen a los fanáticos bostonianos esperando con mucha ilusión, los casos de Rafael Devers y Xander Bogaerts ambos merecidamente se les debe una propuesta monetaria que los mantengan bajo el mando de Alex Cora durante varios años más.

Te puede interesar: LOS MEJORES EN CAMINO: Prospectos favoritos de Boston

Voy a empezar con Carita Devers, si hay un jugador que se merece una extensión de contrato y pagarle lo que desee es el dominicano, está en su segundo año de arbitraje y no me cabe ninguna duda que tendrá una mejoría, se teme que la espera hasta el 2024 en su agencia libre sus números aumenten. Hasta el momento Raffy parece estar muy contento con la franquicia y el consejo de Pedro Martínez quien dijo que ambos peloteros están jugando al “Béisbol del Salón de la Fama” seguramente será de mucha ayuda.

Xander Bogaerts, conocido como X-Man, debutó en el 2013, es actualmente el jugador con más temporadas dentro de las filas de los Sox, además ocupa un lugar importante en Ofenssive WAR histórico de los Medias Rojas , a tomado más turnos al bate que figuras como Manny Ramirez, Norman Garciaparra y Carlton Fisk, más hits que Mo Vaughn y más anotadas que Mookie Betts dentro de la franquicia.

El futuro de ambas estrellas será un dolor de cabeza para Bloom en las oficinas patirrojas, pues tendrá que repartir por primera vez un gran contrato desde que asumió su cargo o quizás ambos tendrán esa extensión a largo plazo, los fans estarían muy contentos. Si tomamos en cuenta las expectativas que trae desde la granja el prospecto Marcelo Mayer parece ser que el dinero inteligente está en Rafael Devers, aunque francamente me encantaría seguir disfrutando de ambos en el Monstruo Verde.

1 comentario en “Red Sox tendrá un gran impacto tras el cierre patronal”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba