Por Guillermo Sánchez

Yadier Molina está a nada de retirarse como jugador activo del béisbol organizado, lo que jamás podrá retirar será su nombre del corazón de los fanáticos de los San Luis Cardinals.

Molina alcanzó este domingo la redonda y hermosa cifra de mil hits conectados en el Busch Stadium, su casa y la de los Cardenales.

Curiosamente, el receptor de Puerto Rico consiguió el récord ante Los Yankees de Nueva York. ¿Y por qué curioso? Pues porque solo había un receptor con ese registro. El primero fue Yogi Berra quien lo hizo vistiendo la franela de los del Bronx.

El indiscutible vino ante los lanzamientos del recién adquirido lanzador por Los Yankees, Frankie Montas. Fue una línea hacia el jardín izquierdo en la baja del tercer episodio.

¡Qué gran momento para ser seguidor de San Luis! ¡Por favor Yadi, no te retires nunca! ¡Y dile lo mismo a Albert!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba