EL VERDUGO DE CHRIS SALE: Yordan Álvarez fue el único que produjo ante el abridor de Boston

October 20, 2021
Por tercera ocasión, Sale sufrió el poder de la ofensiva del cubano, el único que logró producir sobre sus envíos.

Por Gian Franco Gil / @Gian_Gil98

Yordan Álvarez se convirtió en el verdugo de Chris Sale en el quinto choque de la Serie de Campeonato, perteneciente a la Liga Americana. El cubano impulsó la segunda y tercera carrera de un choque, que concluyó 9×1 favorable a los “Siderales”, con sendo doble al jardín izquierdo.

Contrario a lo que se podría pensar, el oriundo de Las Tunas, Cuba, golpeó con facilidad los lanzamientos del abridor zurdo de los Medias Rojas de Boston. Durante la temporada regular de las Grandes Ligas, Álvarez consiguió 58 inatrapables en 205 visitas al rectángulo de bateo, de ellos 12 dobles y 13 cuadrangulares. Además, remolcó 39 compañeros y anotó en 55 oportunidades, dejando una línea ofensiva de .283/.349/.532 AVE/OBP/SLG.

En la parte alta de la sexta entrada, luego de inaugurar el marcador en el segundo capítulo, encontró par de compañeros en circulación. Por tercera ocasión, Sale sufrió el poder de la ofensiva del cubano., el único que logró producir sobre sus envíos.

También te puede interesar: PALIZA en Fenway Park: Boston bateó cuanto quiso ante Houston en Juego 3

La conexión viajó de línea hacia la pradera izquierda. Álvarez esperó que la bola se situara encima del diamante. Entonces, aceleró su madero y, con una excelente mecánica en su swing, remolcó a José Altuve y Michael Brantley, para colocar diferencia de tres carreras en el marcador.

El playoff de la Gran Carpa correspondiente a la temporada del 2021 se convirtió en el escenario perfecto para que Yordan Álvarez hiciera su segunda aparición en postemporadas. En tanto, en el 2019, cuando debutó en dicha instancia, siendo el jugador cubano más joven –nacido en la Mayor de las Antillas- en intervenir, superó a José Canseco.

Asimismo, fue el cuarto jugador con menor edad de la Liga Americana en conectar un jonrón en una Serie Mundial. Antes lo consiguieron los estelares: Mickey Mantle, Jimmie Fox y Tony Kubek.

En tanto, antes de iniciar el partido de la tarde-noche del 20 de octubre, acumulaba ocho encuentros en la postemporada. En ellos, visitó la caja de bateo en 25 oportunidades oficiales, en las que conectó ocho imparables y generó un trío ofensivo de .320/.471/.480 AVE/OBP/SLG. Mientras, en el quinto juego frente a Boston logró tres inatrapables en cinco turnos legales y elevó su promedio ofensivo a .421.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba