Yordan, Candelita y Néstor Cortes Jr. pusieron ritmo al mes de abril, los maderos de Chicago sin mucha sazón

Por Jesús Alaín Fernández/@JesusLCA2017

Veintidós cubanos han visto acción durante el mes de abril en esta temporada de Grandes Ligas de 2022. De ellos 15 tomaron el bate en la mano al menos una vez. El resto, siete, han visto juego desde la lomita de los suspiros. De lo mejor, lo peor, la más y lo menos esperado estaremos escribiendo hoy.

Lo más esperado, Air Yordan y su Show particular

El tunero Yordan Álvarez (del que algún día los Dodgers de los Ángeles escribirán que dejarlo ir fue su mayor error) ha tenido un arranque de temporada a la medida. Con tan solo 26 años de edad participó en 16 encuentros con su equipo los Astros de Houston, suficientes para liderar a su equipo en jonrones (6), OBP y OPS (.373 y .994), OPS + (+192), SLG (.621) y bases recorridas (36).

Entre los cubanos Yordan también lleva la voz cantante en todos estos departamentos y le sigue de cerca (excepto en los cuadrangulares) el sagüero Yandy Díaz.

Lo mejor, un lanzador «cinco herramientas»

Nasty” Néstor se ha adueñando del box del Yankee Stadium. Su efectividad de 1.31y su FIP de 1.44 acompañados de un Whip de 0.871 lo ponen a liderar la rotación abridora de unos Yankees que están teniendo su inicio de temporada más convincente (si de victorias hablamos) de las últimas temporadas.

Para sorprenderse, Néstor lidera también en ponches a los del Bronx (28) con tres entradas y un tercio menos lanzadas que, léanlo bien, Gerrit Cole (27). Cortes Jr. es el séptimo en efectividad en todas Las Mayores entre los lanzadores abridores con 20 o más entradas lanzadas. Su promedio de ponches por cada nueve entradas es el sexto (12.2) en esta misma categoría y es solo el onceno (1.3) en bases por bolas promedio por partido lanzado.

Entre los cubanos, ¡ni hablar!

El cubano había dado señales de lo que venía al cierre del 2021, pero parafraseando a Vlad Jr., “aquello era el trailer, la película está aquí”.

Lo «menos esperado», el bate de «Candelita!

Denver está cogiendo “candela”. Y quiero aclarar antes de que alguien llame a los bomberos, ¡no hablo de incendios forestales, aunque si de altas temperaturas!

José Iglesias está poniendo sazón con su madero. El jugador de las paradas cortas que llegó por una temporada al Coors Field para sustituir a Trevor Story “ha seguido poniendo números de lujo” en cuanto a promedio ofensivo.

¡Si, leyó bien!, “números de lujo” pues Candelita lidera a las armada cubana con el mejor promedio de bateo desde que se inició la temporada 2020 hasta la fecha (.297), pero esta es una historia para otro momento.

Y antes de que comente que el más subvalorado de los jugadores cubanos en Grandes Ligas ha logrado este resultado en un parque conocido por sus características ofensivas vemos el desglose. Iglesias promedia para .214 con seis hits en 28 turnos mientras juega en Denver. De visita lo hace para .419 con 13 imparables en 31 oportunidades al bate. ¿Y su promedio en las temporadas 2020 y 2021, también efecto de un Coors Field que vendría?

Hace algunos años José Iglesias se vio en un slump. Entonces llamó a Miguel Valdez y le preguntó: “Profe, ¿Qué hago para salir? Miguel le respondió, vete al cajón de bateo y haz 100 fouls a la banda de primera, por allí empieza la puerta de salida”.

Acá repetimos, ¡por allí empieza su camino al éxito! Trabajo, trabajo, trabajo.

Lo peor, sequía en el sur de Chicago

A los White Sox no les ha ido bien en el inicio de temporada. Mucho tienen que ver los bates cubanos en ese asunto. A nadie le queda dudas de que es temporal y poco a poco tomarán el ritmo pero lo cierto es que ahora mismo se llevan el nombramiento a lo peor del mes de abril, de forma colectiva.

Pito Abreu (.217 con dos jonrones y seis RBIs), Luis Robert (.192 con tres jonrones y seis empujadas) y Yasmany Grandal (.169 con un cuadrangular y también seis empujadas) han estado muy lejos de las necesidades del equipo y por sobre todo, de sus propias capacidades.

Otros de los que se espera más han arrancado con la pólvora mojada. Jorge Soler en Miami (Ops de .587), Randy Arrozarena (.507), Yuli Gurriel (.605 aunque lidera la Liga Americana en dobles con nueve), José Adolis (.675 de OPS pero con cuatro jonrones y 14 empujadas que le han dado valor de uso en su equipo)

Se fue el primer mes de la temporada y la presencia cubana crece y se consolida. Por acá estaremos contando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba