Por Jesús Pérez Vichot (Chuchi)

El jonrón del cubano llegó en la parte baja de la sexta entrada, sin out, ni hombres en circulación. El primer envío que vio Adolis fue una curva lenta a 68.9 mph la cual golpeó pero de foul, siendo este el primer strike. Luego, Espino insistió con el mismo lanzamiento, esta vez a 69.3 mph. Pero en esta ocasión «el Bombi» no perdonó y mandó la esférica más allá de los límites del terreno entre el jardín izquierdo y el central.

Sin más, aquí los dejamos con el batazo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba