Conozca a qué equipo quisiera representar Curt Schilling en el Salón de la Fama si fuera admitido

Por Jesús Pérez Vichot (Chuchi)

En el recién finalizado año, el exlanzador de Grandes Ligas, Curt Schilling, reveló que si llegaba a ser admitido al Salón de la Fama de Cooperstown representaría a los Diamondbacks de Arizona, no a los Medias Rojas de Boston o los Filis de Filadelfia. Ahora, a principios de este año reiteró esa postura en una entrevista. Apareciendo en el programa de radio Faith On The Field, Schilling volvió a decir que quería representar a los Diamondbacks en el Salón de la Fama del Béisbol.

«Si sacas a Boston de la escena y te fijas dónde fue que más crecí como lanzador e hice el ascenso para estar entre los elegibles al Salón de la Fama, fue en Arizona», dijo, a través de FanSided. «Crecí allí, pasé la mayor parte de mi vida allí y creo que durante dos años, lo que Randy (Johnson) y yo fuimos e hicimos, nunca, nunca ha sido igualado en el juego. Así que ese fue mi hogar. Obviamente fue Filadelfia o Arizona, si Boston está fuera. No creo que fui tan bueno en Filadelfia de manera constante; me lastimé mucho. Los fanáticos en Filadelfia fueron muy buenos conmigo y con mi familia, siempre estaré en deuda con ellos, pero Arizona se sintió como lo mejor».

Los logros de Schilling desde el montículo enfrentan pocas disputas, pero se ha condenado al ostracismo en su retiro al dirigir comentarios de odio hacia musulmanes, personas transgénero, periodistas y otros. Esto también cuenta a la hora de votar, increíblemente estamos viendo que jugadores con una trayectoria impresionante en el terreno de juego han estado involucrados en diferentes escenarios fuera del campo y les está costando.

Schilling ayudó a los Diamondbacks a ganar la Serie Mundial de 2001 y a los Medias Rojas a ganar la Serie Mundial en 2004. Pasó cuatro temporadas en Arizona y otras cuatro en Boston. Estuvo nueve temporadas en Filadelfia antes de ir a Arizona. Abrió su carrera con tres campañas  jugando para los Orioles de Baltimore antes de pasar una temporada con los Astros de Houston. Schilling no ha tenido miedo de hablar públicamente sobre su desdén por la propiedad de los Medias Rojas, y habló de ello nuevamente en el programa Faith On The Field Show.

Te puede interesar: YA VAN GANANDO… Yankees lucen mejor rotación

«La propiedad en Boston está compuesta por algunos seres humanos muy, muy malos, que al salir del béisbol, me hicieron cosas a mí y a mi familia que nunca olvidaré», dijo Schilling en el programa. “Los perdoné, pero nunca lo olvidaré. Desafortunadamente, eso manchó severamente mi experiencia. Los años que jugué aquí deberían haber sido de inmensa alegría dado lo que pudimos lograr en los cuatro o cinco años que pasé aquí (…) y no es así por lo que me hicieron».

Después de perderse el Salón de la Fama la temporada pasada, Schilling reveló por primera vez su preferencia por representar a Arizona en caso de que algún día lo admitieran. «Elegí a Arizona como el equipo que habría representado si hubiera sido admitido y aunque escuché que alguien allí está llamando a la oficina principal de DBacks para reunirse en caso de que ocurra la inducción, mantendré esa decisión, sé que el señor Kendrick es un hombre honorable y amable», escribió Schilling en Facebook. «Si eso cambia, seguramente serían los Filis. Nunca Boston, lo que el Sr. Henry y el Sr. Werner nos hicieron a mi familia y a mí en aquel último año ha sido perdonado, pero nunca se olvidará».

El año pasado, el columnista de Arizona Republic, Kent Somers, escribió que la elección de Schilling para el Salón de la Fama podría poner a los Diamondbacks en una situación difícil, especialmente si fuera a representar a Arizona.

Esta es la última temporada de Schilling en la boleta de votación realizada por la Asociación de Escritores de Béisbol de Estados Unidos. Aún podría ingresar al Salón en el futuro si lo votara un grupo de exjugadores que integran el Comité de Veteranos. En su publicación de Facebook la temporada pasada, Schilling solicitó que lo eliminen de la consideración del Salón de la Fama en su último año de elegibilidad, y escribió que le gustaría tener más adelante la oportunidad de ser seleccionado por el Comité de Veteranos.

Te puede interesar: RETIRO: 2 DESTACADOS peloteros dicen adiós, juntos sumaron 29 campañas de MLB

«Quería reiterar este último punto», escribió. «No participaré en el último año de la votación. Solicito que me eliminen de la boleta electoral. Lo someteré al comité de veteranos y a los hombres cuyas opiniones realmente importan y que están en condiciones de juzgar a un jugador. No creo que sea un miembro del Salón de la Fama, como he dicho a menudo, pero si los exjugadores creen que lo soy, lo aceptaré con honor».

El Salón de la Fama no cumplió con su solicitud y lo puso nuevamente en la boleta electoral. Sin embargo, qué equipo representa Schilling en el Salón de la Fama podría terminar siendo un punto discutible, al menos por ahora.

Con el 42,9% de las papeletas conocidas, Schilling está rastreando ahora mismo el 60,1% de los votos. David Ortiz, Barry Bonds y Roger Clemens son los únicos jugadores que actualmente superan el umbral del 75% para la inducción, con Scott Rolen también por delante de Schilling con un 69,0%.

El Salón de la Fama está programado para anunciar su próxima clase el 25 de enero, y las inducciones están programadas para el 24 de julio. A mi juicio, pienso que es muy probable que Schilling tenga que esperar por el Comité de Veteranos, así como bien lo dejó saber el estelar exlanzador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba