Erfurt Latinos: Béisbol cubano en el corazón de Europa

Por en cada rincón del mundo, donde haya un cubano, habrá beisbol

Por en cada rincón del mundo, donde haya un cubano, habrá beisbol
Por en cada rincón del mundo, donde haya un cubano, habrá beisbol

Por Darien Medina

Nelson Alamo es un cubano de la Habana del Este que llegó en 1979 a Erfurt, capital del estado federado alemán de Turingia. Ya en 1994 la ciudad tenía su primer equipo de béisbol, se llamó Diablos, Nelson fue su fundador y para ese entonces ya Alemania era una sola.

Nelson sigue siendo un hombre de béisbol, ha sido parte de la historia de este deporte en el país europeo, a golpe de pasión ¨implantó¨ la pelota en una ciudad que lo desconocía por completo hasta llegar a consolidar su trabajo.

En 1995 logra tener su licencia oficial de entrenador y comienzan a jugar de manera organizada. Este no es tan siquiera el inicio de la historia de este señor con el que SwingCompleto pudo conversar, otro nombre que convierte en universal a nuestro béisbol.

LOS INICIOS

Nelson vivía a 30 metros de un terreno de pelota en La Habana del Este, jugar ahí se convirtió en algo común  en su vida, tuvo la dicha de contar con Conrado Marrero como primer entrenador. ¨De Marrero tengo pocos recuerdos, pues yo estaba muy joven, con el aprendí el ABC, su forma de entrenar era muy simple, nos ponía a jugar a todos y él nos lanzaba la pelota al flojo y mediante el juego nos aclaraba nuestras faltas, yo lo recuerdo a él con su tabacón en la boca, a mí me decía rubiecito y me corregía, porque me gustaba fildear con una sola mano en los jardines, me dio mucha tristeza su muerte¨.

En 1968 con nueve años  es becado en Santa María del Mar, jugó en la categoría 11-12 siendo seleccionado como refuerzo del equipo Guanabo, solo pudo lanzar un juego. ¨La escuela no me daba el permiso por ser día entre semana. En el curso de 1972 empiezo en la secundaria de mi barrio Otto Barroso hasta el 1976 que soy llamado al servicio militar por 3 años¨.

Al terminar el servicio Nelson no tenía idea de qué hacer con su vida,  la casualidad lo llevó  a Alemania. ¨Camino al Ministerio de Trabajo en Alamar me encontré en la guagua a un amigo que me habló de unos cursos que se ofrecían para alcanzar el título de obrero calificado en Alemania, los cuales se otorgaban por la UJC, en la próxima parada me bajé y viré para la oficina de los cursos¨.

LLEGADA A ALEMANIA

El 22 de diciembre de 1979 llega Alemania junto con otros jóvenes que tenían como principales motivos el de conocer algo nuevo y obtener una moto. ¨En mi grupo habíamos 100 cubanos que fuimos mandados a una fábrica donde se construían fermentores para hacer cerveza, aquí se me asigna el curso de transporte y almacenaje. Trabajábamos como obreros y recibíamos clases para calificarnos¨.

En ese período Nelson conoce a su exesposa, tienen un hijo por lo que la empresa le prolonga su estancia por dos años, en 1986 regresa a Cuba y un año después vuelve a Alemania con un permiso de residencia permanente. En ese período vive el proceso de reunificación alemana, encuentra un trabajo como empleado estatal en una escuela de sordos mudos y es el que mantiene desde hace 30 años.

LLEGÓ EL BÉISBOL

En 1994 Nelson decide fundar el primer equipo de béisbol en la ciudad, sabía lo difícil que sería con un deporte casi desconocido, comenzó con niños y adultos.

¨Aquí en los años de la RDA casi todos los grupos de cooperantes tenían guantes y pelotas, yo jugaba de vez en cuando junto con un amigo mío cubano que  lo visitaba y nos poníamos a  jugar a la chapa en el patio¨.

¨Nos surgió la idea de hacer algo relacionado con el beisbol aquí, yo pude recuperar un par de guantes de los grupos que regresaban para Cuba, preguntamos en la Universidad de Erfurt y se nos dijo que el terreno que tenían lo necesitaban para construir otra edificación, pero no paré¨.

Gracias al hijo de un amigo se acerca a algunos jóvenes que practicaban por entretenimiento. ¨Eran unos 5 muchachos entre 12 y 15 años y uno de ellos era un poco mayor, tendría unos 30 años, le pregunté, como era que jugaban béisbol y el mayor me dijo que había visto a cubanos jugar, así fue como comenzó en mi ciudad, nos reuníamos muy a menudo, hasta que en 1994 fundo el primer club de béisbol en la provincia de Turingia, con el nombre Diablos, poco a poco van integrándose personas que quieren aprender y algunos cubanos que también radicaban en Erfurt, en 1995 yo hago mi licencia de entrenador y empezamos en la Liga Municipal de Bavaria¨.

Nunca había tenido experiencias como entrenador, todos sus conocimientos los había adquirido en su etapa de jugador. ¨Eso es algo muy difícil, pues debes aprender a reflejar tu técnica, como si estuvieses frente a un espejo, tienes que aprender a separar  cada movimiento técnico, mi licencia de entrenador me sirvió de mucho y aprendo todavía¨.

¨Alemania es pobre de jugadores pero contrata buenos entrenadores americanos, couches que estuvieron en la AAA y hasta en la MLB, ellos implantan clínicas en las que tengo que participar como mínimo una vez cada dos años para que la licencia no se me venza, es  todo muy interesante sobre todo el trabajo con niños y se aprenden muchas cosas nuevas ¨.

El equipo comenzaba a crecer y Nelson decide crear un segundo conjunto, el primero por mayoría de latinos y de otras nacionalidades con experiencia en el béisbol, mientras el otro estaría conformado por jóvenes. ¨Jugamos en diferentes ligas con buenos resultados, a finales de 1999, se funda otro club en mi ciudad, el equipo Diablos se desintegra y paso como entrenador del nuevo club, pero ese no era mi interés, quería hacer una cátedra para enseñar lo que me fascina y entonces nace la idea de Los Latinos, queríamos hacer lo que hoy ha logrado Mambo Duro¨.

En el año 2000 es fundado el primer equipo de cubanos en Alemania, participa en la Liga Central considerada de segunda clase, en sus inicios no encontraron rivales, tras el interés de otros equipos que sumaron extranjeros se fue tornando más difícil competir. ¨Mientras tanto yo seguía con mis niños, llegue a tener más de 30 y con la ayuda de mi hermano Lenin Santa Cruz, tuvimos muy buenos resultados¨.

Erfurt Latinos se sigue  abriendo paso en el béisbol de Alemania, desde el pasado año la ciudad le construye un nuevo terreno béisbol que debe de estar listo para julio. ¨El equipo se mantiene y aunque actualmente estamos recuperándonos de esa pausa obligada, le puedo asegurar que en los próximos años estaremos a un mejor nivel, ya con el terreno terminado me será más fácil¨.

El 2020 será un año especial para Erfurt Latinos, cumplen 20 años de fundados y no existe mejor regalo que llevarse el campeonato, para eso regresa Nelson al mando del equipo, luego de dos años en la Segunda Bundesliga con el club de la ciudad de Leipzig.

Licencia de Creative Commons
Este obra cuyo autor es https://swingcompleto.com/ está bajo una licencia de Reconocimiento 4.0 Internacional de Creative Commons.

 

1 Comment

  1. Con todo respeto , el verdadero fundador del beisbol en erfurt de forma oficial fue un aleman de nombre Tino que fue quien inscribio el club y habian pocos cubano , un tal alamo, otro con un nombre extraño , tambien de erfurt y 2 muchachos de weimar , todos los demas eran alemanes y jugaban cerca del estadio de futbol. Yo trabajaba conocia a Tino de la epoca de la RDA y se habia comprado un auto mercedes bens que me trajo para hacerles unos a rreglos en Weissensee donde yo vivia y me invito a fundar el club , pero no contaba con tiempo suficiente y solo visite 2 veces los jueguitos que hacian. y solo habian 2 cubanos que jugaban y otros 3 o 4 que se ponian a ver los juegos.

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*