Leonys Martín y Adeiny Hechavarría se ROBARON EL SHOW en Japón

Por Juan Páez

En la más reciente temporada del Béisbol Profesional Nipón (NPB, sus siglas en inglés), el Chiba Lotte Marines contó con el protagonismo de par de cubanos: Leonys Martín y Adeiny Hechavarría. El primero de ellos se robó el show a punta de largos batazos, mientras que el segundo estuvo en plano estelar con su guante en las paradas cortas pese a que al final terminó despedido.

Empezando por Martín, el jardinero derecho siguió dando muestras de por qué se convirtió en uno de los mejores sluggers del circuito japonés. Junto con Brandon Laird (29), fue el gran jonronero de su club. De hecho, quedó segundo en el Chiba Lotte y cuarto en general en la Liga del Pacífico, al sacar 27 pelotas del parque. El toletero cubano quedó a solo cinco vuelacercas del aporreador Yutaro Sugimoto, quien conectó 32 bambinazos con Buffaloes Orix.

Martín, quien en distintos momentos fue líder de jonrones en la liga, acompañó su exhibición de estacazos de vuelta completa con 30 dobletes y 97 imparables totales a lo largo de 116 juegos. También impulsó 75 carreras, anotó en 66 ocasiones, tomó 70 bases por bolas y se ponchó 132 veces. Por su alta cantidad de pasaportes recibidos, terminó con un alto promedio de embasado de .355. Dejó average de .233, porcentaje de slugging de .500 y un OPS general de .855.

Fue tal el arrebato jonronero de Martín, que fue el único pelotero latino invitado al Festival de Jonrones del circuito nipón. Sin embargo, Leonys decidió no participar debido a “razones personales” y a una molestia en el cuerpo. Pero el slugger antillano dio batazos como este durante todo el campeonato…

Presencia VALIOSA

Pasando a lo hecho por Hechavarría, a este se le dificultó ser constante a la ofensiva. Fue su principal problema en su primera temporada en la liga japonesa, pero lució con frecuentes joyas defensivas en las paradas cortas de los Marines. Acciones como esta con el guante le permitieron ver acción de manera seguida como titular…

Hechavarría acompañó su excelente desempeño defensivo en el shortstop con una línea ofensiva de .203/.222/.314/.536 en 79 compromisos disputados. En 207 turnos legales con el madero, dio 42 hits, 11 dobles y cuatro cuadrangulares, todos gozados por completo y al menos un par de ellos fue determinante para su club, como estos:

Sin embargo, las carencias con el bateo hicieron que el Chiba Lotte dejara en libertad a Hechavarría al finalizar la campaña. Lo positivo es que el equipo pareció cambiar de idea y, de acuerdo con un reporte del diario Sponichi, el torpedero isleño estaría cerca de volver a cuadrar un contrato con el equipo japonés para regresar en la temporada 2022 del béisbol nipón.

Para no perderse los resúmenes de los peloteros cubanos que vieron acción en 2021 tanto en Grandes Ligas como en las Ligas Menores, haga clic aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba