Por Yasel Porto

La nostalgia que deja el retiro del alto rendimiento de grandes exponentes del deporte es tan indiscutible como enorme. Al menos así lo veo yo, que siento un gran vacío cuando salvo contadas excepciones podemos volver a ver en acción a figuras que se convirtieron en verdaderos héroes populares de millones de personas dentro o fuera de Cuba según sea el caso.

Por eso cuando se dan hechos como el del pasado sábado 18 de junio no puedes hacer otra cosa que alegrarte y reconocer a todos los que tienen que ver con una idea como esa. Repito que esa es mi forma de pensar y en este casi de sentir.

Pues bien, en la fecha sabatina más reciente regresaron al terreno de juego tres de las grandes leyendas del béisbol capitalino, como lo son a criterio de muchos Rey Vicente Anglada, Pedro Medina y Rodolfo Puente. Como varios más que tanto contribuyeron a la pelota en La Habana y también a nivel nacional. Incluso al deporte en general como es el caso de Norge Marrero, el cubano con más presencia en Juegos Olímpicos contando sus diferentes funciones (atleta, entrenador y comisionado).

«El pasado Sábado 18 de junio marcó un hito en el deporte en la capital, comenzó un torneo que por derecho propio será unos de los más importantes de la capital y el país, poder darle la oportunidad a todas aquellas personas amantes de la bola y los strikes, que, una vez llegado a los 60 años y más puedan practicar en igualdad de oportunidades el softbol. Suena como algo necesario, cuatro equipos son la génesis de este sueño…», fue el post compartido por la peña José Modesto Darcourt, acompañado de casi un centenar de fotos.

Es justo decir que tanto el softbol como el béisbol para veteranos con un pasado importante dentro de ambas disciplinas solo se frenó en los dos años de pandemia. Estadios como el Rafael Conte de Lawton y el Francisco Cardona (cerca del Mónaco), han sido plazas de mucha tradición en tal sentido.

De los tres nombres mencionados en el titular el que más grata sorpresa me deja es el del «Héroe de Edmonton» Pedro Medina, quien con su participación en el juego demostró estar totalmente recuperado de la afectación por COVID-19 a principios de año.

Impresionante también la forma física de Puente y Anglada, quienes se hicieron sentir sobre la grama con el guante y también en el aspecto ofensivo.

Varios de los veteranos que intervienen en este certamen han sido parte de los intercambios con equipos de Boston y Miami, el cual se hizo habitual hasta que llegó la pandemia a comienzos de 2020. Puente, Medina y Anglada fueron parte de travesías donde se incluyó una presentación especial en el Fenway Park, poco antes de un partido oficial de la temporada de Grandes Ligas.

El único que de este trío que ha estado desvinculado del béisbol, al menos en los últimos tiempos por tema de salud, ha sido Medina. Anglada actualmente trabaja en la Academia Provincial con los talentos de la capital, mientras Puente sigue como Vicepresidente de la Federación Cubana de Béisbol.

Ellos coincidieron varios años como estrellas en activo, tanto dentro de la isla como a nivel internacional. En este último caso hay que resaltar los certámenes celebrados entre 1976 y 1979 en los que Cuba siempre finalizó en el lugar de vanguardia.

1 comentario en “Leyendas como Anglada, Medina y Puente REGRESARON POR UN TIEMPO al terreno de juego”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba