Santiago de Cuba: mística y tradición contra cualquier teoría conspirativa

January 18, 2021
Los protagonistas siempre han mantenido la ética y un sentido de profesionalidad que los hace lucir bien.

Por Alexander García Milián

En este minuto es la polémica del momento, pues en tres juegos, las Avispas de Santiago de Cuba se jugarán su boleto a la postemporada del béisbol cubano, en algo que luce como resolver este problema a como salga y ya, pues los santiagueros, luego de estar aislados por un falso positivo de Covid 19, no han tenido ni tiempo de recuperarse y en dos días definirán todo en la Serie 60.

Al momento de escribir este texto, ya los santiagueros le ganaron el primero de los partido a los Piratas de la Isla de la Juventud y con esto tocan a las puertas de la postemporada, quedando incluso con opciones de subir en la tabla de posiciones, pues de alcanzar las 43 victorias, podrían incluso sostener un empate con tuneros e industrialistas y a ambas escuadras les ganaron holgadamente 4-1.

Ya muchos comienzan a hablar sobre favoritismos, si Industriales le dieron más tiempo, si a Industriales le acomodaron el calendario, en fin hasta hoy, meras especulaciones que siembran dudas respecto a la organización del torneo.

En este punto se impone el conocido refrán de que si el río suena es porque piedras trae y si bien no se trata de un tema nuevo, pues año tras año la Comisión Nacional siempre da que hablar, en esta oportunidad el lastre del regionalismo sale a colación otra vez.

Los protagonistas siempre han mantenido la ética y un sentido de profesionalidad que los hace lucir bien; el manager Heriberto Rosales, así como al segunda base, Santiago Torres, han ofrecido declaraciones a la prensa y en ambos se puede palpar el ánimo positivo y las ganas de triunfar y clasificar a Playoff, tal como quedó demostrado este lunes en el estadio Nelson Fernández.

Y es que más allá de comentarios y suposiciones, incluso de hechos concretos que avalen esta tesis del favoritismo, la actitud es esa de los santiagueros, la de salir a jugar su partido y ganar, ir con todo por la victoria para despejar dudas.

Estimados lectores hablamos de Santiago de Cuba, uno de los cuatro grandes de la pelota cubana y más allá de las teorías conspiratorias, si pienso que se le podía haber dado un poco más de tiempo en función de acondicionarse mejor para esta recta final de tres juegos, incluso para los próxima instancia que está al doblar de la esquina.

No obstante, la forma deportiva mostrada por el elenco oriental en el primer juego contra la Isla cimenta mucho más sus opciones de entrar entre los ocho y de pelear bien duro su serie en el primer cruce de postemporada.

Ahora mismo, no veo un equipo que este en la forma ofensiva en que están las Avispas y este acápite es lo que más debe preocupar a rivales dentro y fuera del terreno, porque hay una historia bien marcada que todos conocen, la historia de las Aplanadoras y de aquellos equipos Serranos que a todos intimidaban.

El terreno dirá, solo queda esperar y disfrutar de estos juegos de final de temporada como antesala de los playoffs, ahí de seguro habrá que contar con Santiago, uno de los grandes que como siempre se crece, como aquella vez en 1999, cuando ganaron en el Latino y había un trofeo pintado de azul… ¿Será casualidad todo este misterio?

Nos vemos a la vuelta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba Secured By miniOrange