Al primer envío que le realizara el abridor Javier Solano al receptor de los Bravos, Daniel Sánchez, este le disparó un tremendo batazo por el left field que llevaba todas las papeletas de un extrabase.

Josuan nunca la perdió de vista y tras una carrera de más de 15 pasos hacia atrás, tuvo que dar un salto felino para hacerse de la pelota, casi chocando contra los colchones.

La caída fue aparatosa, incluso pareció por un momento que había dejado caer la bola, pero no fue así. Sin perder tiempo, se recuperó y lanzó la pelota al cortador y aunque en el video de la nota todo parece indicar que la acción se convirtió en doble play al doblar al corredor de primera; pero lo cierto es que la acción pasó a los libros de anotación como fly de sacrificio y los corredores avanzaron a segunda y tercera por bola ocupada del left fielder.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba