Por Robiel Vega/ @robielcuba87

Holmes asumió el rol de cerrador de los Yankees cuando en mayo Aroldis salió lesionado, en ese lapso ha tenido 12 salidas, con PCL de 0.75 y un total de ocho rescates de nueve posibles, sin dudas nada que reprocharle.

«Cuantos más brazos podamos tener, mejor. No sé. Hay muchos que pueden lanzar en cualquier situación y sacar a todos los bateadores. Pero cuando puedes ponerlos en las mejores situaciones, sin importar cómo se vea la situación, eso sólo nos ayudará a todos«.

La visión de Holmes, en opinión de este redactor, es muy acertada, lo principal es el equipo y si Aroldis, en plena forma, puede aportar al resultado colectivo, bienvenido sea, en un equipo de béisbol y sobre todo entre los lanzadores, cuanto mayor lanzadores de calidad tengas, pues mucho mejor.

Ante la pregunta de si le gustaría seguir en su rol actual dijo: «Realmente no tengo una preferencia. Hay algunas maneras de verlo. Saben cómo usarnos mejor y creo que todos confiamos en eso, sea lo que sea. Ya sea el séptimo, octavo, noveno. Tengo plena confianza en que mientras esté haciendo mi trabajo en esas entradas, vamos a ayudar al equipo a ganar«.

Antes de la salida de Chapman, Holmes había participado en otros 21 encuentros, por lo que su trabajo, ya sea como acomodador o cerrador, está garantizado. En 34.2 entradas apenas ha permitido 20 hits y dos limpias, ha regalado dos boletos y ha ponchado a 36.

Con sus 33 salidas es segundo en todas las Grandes Ligas y hasta el momento de redactar estas líneas mostraba excelente PCL de 0.52, WHIP de 0.72 y bateo contrario de .165. Acumula 12 rescates, los primeros de toda su carrera y ha finalizado 16 partidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba